Menú
RELACIONES SEXUALES

5 Consecuencias negativas para tu salud cuando dejas de tener sexo

Tener sexo es saludable, pero, ¿cuáles son las consecuencias negativas para la salud cuando se deja de tener sexo?

Mª José Roldán Prieto

Hay personas que pasan de ser sexualmente activos a sexualmente pasivos. Esto puede ocurrir después de una ruptura amorosa, cuando se establece una relación de pareja a largo plazo, por cambios de salud, estrés en la vida o por cualquier otro motivo. Aunque es cierto que el sexo no es necesario para el bienestar general, hay pruebas científicas que muestran cómo la intimidad física, la excitación y el orgasmo pueden darte algunos beneficios para tu salud, y si no tienes sexo, estos beneficios se pierden.

Es importante aprender el cómo no tener relaciones sexuales puede afectar negativamente a tu bienestar físico y emocional... Por lo que después de saber todo esto, quizá vuelvas a mantener una vida sexual más activa. Recuerda que tener una vida sexual activa no significa siempre tener una pareja sexual, tú también puedes tener una vida sexual activa contigo mismo/a.

Después de un orgasmo te puedes sentir realmente relajado, pero cuando se tiene menos sexo el estrés puede ir en aumentoDespués de un orgasmo te puedes sentir realmente relajado, pero cuando se tiene menos sexo el estrés puede ir en aumento

Consecuencias para tu salud de la falta de sexo

Peor estado de ánimo

La excitación y el orgasmo pueden causar la liberación de sustancias químicas que te hacen sentir muy bien contigo mismo/a y con tu cuerpo. Estas sustancias químicas te ayudan también a aliviar el dolor y a mejorar tu estado de ánimo. Si dejas de mantener sexo con regularidad, entonces es posible que empieces a tener un peor humor y un estado de ánimo más bajo.

Más estrés

Después de un orgasmo te puedes sentir realmente relajado, pero cuando se tiene menos sexo el estrés puede ir en aumento. En un estudio publicado en el Journal of Family Psychology en 2010, las estudiantes universitarias informaron de sus niveles de estrés diario y su actividad sexual durante varios meses antes de un examen importante.

Las mujeres que mostraron más estrés también dijeron que tenían menos relaciones sexuales. Mientras que hay otras maneras de manejar el estrés, si mantienes una buena actividad sexual te darás cuenta cómo tus niveles de tensión disminuyen notablemente.

Menos satisfacción en las relaciones

Puedes sentir menos satisfacción en las relaciones de pareja o incluso en tu relación contigo mismo/a. La intimidad física funciona como una herramienta para sentirse bien en muchas parejas, manteniéndote más conectado emocionalmente con la persona que tienes a tu lado.

A menos que seas una persona asexual, tener menos relaciones sexuales con tu pareja puede conducir a una caída en la satisfacción de la relación de ambos. En un estudio del Journal of Family Psychology también mostró que las mujeres que informaron tener menos sexo tenían menos satisfacción en su relación de pareja. Esto puede ser en parte porque el orgasmo causa la liberación de la oxitocina química del cerebro, también conocida como 'la hormona de unión'. La oxitocina aumenta el sentido de confianza y cercanía, por lo que puede incluso ayudaros a mejorar vuestra relación de pareja.

Bajada de autoestima

Cambiar de ser sexualmente activo a sexualmente sedentario también puede dañar tus relaciones de otra manera, incluyendo la relación contigo mismo/a. Desde el punto de vista médico, tener menos sexo no afectará a tus neurotransmisores o enfermedades médicas, sin embargo, son las emociones y los juicios hacia uno mismo los que se sobreponen a nosotros mismos y pueden ser muy perjudiciales. Esto puede hacer que sientas desafíos emocionales y tener vergüenza social y ansiedad. Estas emociones pueden extenderse a cómo te relaciones con los demás y contigo mismo/a.

No mantener sexo puede hacerte más vulnerable a los resfriados, la gripe y otros virusNo mantener sexo puede hacerte más vulnerable a los resfriados, la gripe y otros virus

Menos beneficios para tu salud

Aunque el sexo puede ayudar a minimizar el estrés y beneficiar la salud del corazón, el estrés y la mala salud cardiovascular pueden interferir con la excitación y la función sexual. Un estudio, publicado en el American Journal of Cardiology en 2010, vinculó la frecuencia sexual baja con una mayor probabilidad de enfermedad cardiovascular.

Estudios como éste no necesariamente demuestran que el sexo previene las enfermedades del corazón, pero sí muestran que el sexo se adapta a un estilo de vida saludable para el corazón.

Además, el sexo reduce los niveles de estrés en el cuerpo a través del placer, proporcionando una sensación de comodidad y bienestar. Todo esto es útil para tu sistema inmunológico porque un cuerpo menos estresado puede defenderse mejor de las enfermedades. No mantener sexo puede hacerte más vulnerable a los resfriados, la gripe y otros virus.

Artículos recomendados

Comentarios