Menú
Cuáles son las enfermedades de ojos más comunes
ENFERMEDADES COMUNES

Cuáles son las enfermedades de ojos más comunes

Conoce algunas enfermedades de ojos bastante comunes en nuestra sociedad. El ojo es un órgano muy importante para todos nosotros y por eso debemos estar informados de cuáles pueden ser estas enfermedades.

Sara Vidal Pérez

El ojo es el órgano principal en el sentido de la vista. Su función es detectar la luz y transformarla en señales eléctricas o impulsos nerviosos, los cuales son enviados al cerebro a través del nervio óptico.

Existen algunas enfermedades producidas en los ojos que son bastantes comunes entre la población:

La causa de la conjuntivitis es una infecciónLa causa de la conjuntivitis es una infección

1- Conjuntivitis:

Consiste en la inflamación de una membrana que recubre el interior de los párpados llamada conjuntiva. Los síntomas más comunes son el enrojecimiento, la fotofobia (molestia al visualizar la luz) y el lagrimeo.

La causa más común es la infecciosa, aunque puede aparecer una conjuntivitis de origen alérgico.

En general, la curación de esta enfermedad es sencilla y no presenta complicaciones. Sin embargo, en algunos casos, pueden aparecer inflamaciones un poco más graves en otras partes del ojo como en la córnea (llamada queratitis).

2- Hipermetropía:

Consiste en la dificultad de enfocar la visualización sobre los objetos cercanos al ojo.

Es una de las enfermedades que parece con mayor frecuencia pero no produce consecuencias graves y no es progresivo.

El tratamiento de esta enfermedad consiste en el uso de lentes o gafas correctoras o la corrección mediante la cirugía con láser.

3- Miopía:

Consiste en la dificultad para ver bien objetos que están retirados o a una distancia lejana.

El trtamiento ante esta enfermedad se basa en tres modalidades:

- Uso de gafas correctoras o lentillas.

- Colocación de lentes intraoculares (pueden ser rígidas o flexibles y se implantan dentro del ojo para mejorar el enfoque).

- Intervención quirúrgica mediante la técnica del láser.

El astigmatismo consiste en la dificultad para ver los objetos enfocadosEl astigmatismo consiste en la dificultad para ver los objetos enfocados

4- Astigmatismo:

Consiste en la dificultad para ver los objetos enfocados. En los casos más graves, aparecen síntomas que alertan de la posibilidad de sufrir esta enfermedad como la visión borrosa, ver objetos distorsionados o notar una disminución en la agudeza visual.

Además, el astigmatismo puede estar asociado a la miopía o hipermetropía. El tratamiento de esta enfermedad es el uso de gafas correctoras o la cirugía a través del láser.

Por otro lado, cuando la detección de esta enfermedad se retrasa pueden aparecer dolores de cabeza o mareos debido al esfuerzo muscular que realiza el ojo.

Asimismo, puede aparecer el ojo vago o la ambliopía si el astigmatismo se presenta en un único ojo y no se trata adecuadamente.

5- Estrabismo:

Consiste en la desviación de uno de los ojos o de ambos. En este caso, la detección temprana es fundamental para el éxito de la corrección posterior. El tratamiento se basa en la utilización de lentes o gafas especiales, parches o ejercicios musculares. Sin embargo, también se puede emplear la cirugía, sobre todo en los casos más graves o en aquellos en los que los tratamientos anteriormente indicados no funcionan.

6- Presbicia:

Consiste en una pérdida gradual que impide ver con claridad objetos que se encuentran cerca del ojo. También se la conoce como vista cansada y empieza a manifestarse alrededor de los 40-50 años.

A pesar de la dificultad manifestada para ver con claridad los objetos cercanos, se conserva la capacidad para ver objetos lejanos.

Con respecto al tratamiento, la presbicia se puede corregir con el uso de lentes o gafas correctoras.

7- Catarata:

Es una enfermedad cuya prevalencia oscila entre los 40% y 50% de casos en el mundo y suele aparecer a partir de los 50 años. Consiste en la perdida progresiva de la transparencia del cristalino lo que produce la dificultad de la luz para penetrar en el ojo. Al ser una enfermedad gradual si no se trata a tiempo puede provocar una ceguera total del ojo.

El tratamiento para esta enfermedad es la intervención quirúrgica, extrayendo el cristalino para sustituirlo por una lente intraocular con el objetivo de mejorar el enfoque.

8- Glaucoma:

En el interior del ojo contamos con un líquido acuoso que nutre y aporta oxígeno a algunas estructuras intraoculares como la córnea o el cristalino. Si la presión de este líquido es elevada aparece la enfermedad ocular conocida como glaucoma.

Dicha enfermedad puede llegar a ser grave si no se trata a tiempo y adecuadamente, cuya consecuencia podría ser la pérdida de la visión del ojo afectado.

9- Retinopatía diabética:

Puede aparecer en personas que padezcan diabetes. Los cambios en la visión se notan con el paso del tiempo produciendo finalmente muy mala visión en ambos ojos.

El tratamiento de esta enfermedad puede ser a través de cirugías y láser, aunque también existen fármacos que se pueden inyectar dentro del ojo. Sin embargo, el tratamiento no supone la curación de la enfermedad sino la detención del empeoramiento de la misma.

10- Desprendimiento de retina:

No existe una causa establecida ni una edad que puede predecir la aparición de esta enfermedad. Los principales síntomas son la aparición de puntos negros en la visión, la distorsión de los objetos o imágenes observadas o la pérdida de la agudeza visual.

Una vez que se detectan estos síntomas, la atención médica es fundamental alrededor de los dos primeros días, puesto que una mala intervención puede conducir a la ceguera.

El tratamiento principal de este problema es quirúrgico y puede utilizarse el láser para los desgarros o agujeros en la retina producidos por el desprendimiento. En otros casos, cuando el desprendimiento es más grave, se necesita intervenir colocando un implante o una vitrectomía con el fin de extraer el vítreo (gel que ocupa la cavidad ocular) y poder trabajar sobre la retina.

11- Ceguera:

Es la enfermedad más grave de los ojos y supone la pérdida severa o completa de la visión. Las principales causas de la ceguera suelen ser la catarata o el glaucoma.

La persona que sufre ceguera puede mantener la capacidad para distinguir entre la luz y la oscuridad, pero pierde la capacidad para observar o percibir la forma de las imágenes u objetos.

Como se puede observar en el artículo, existen muchas enfermedades que producen mala visión o dificultades para percibir los objetos. Sin embargo, algunas de estas enfermedades tienen tratamiento y este puede ser eficaz en la mayoría de los casos.

No debemos forzar la vista, por lo que si notamos cansancio ocular es aconsejable descansar durante un tiempo para que no se produzcan complicaciones futuras. Un uso inadecuado de nuestra visión puede conducirnos a sufrir consecuencias graves.

Es importante cuidar nuestra salud, tanto física como psicológica, y estar atentos a cualquier señal que el cuerpo nos transmite para poder intervenir lo antes posible y así reducir los riesgos o dificultades futuras.

Artículos recomendados

Comentarios