Menú
¿En qué consiste una operación de reducción de pecho?
EXCESO DE PECHO

¿En qué consiste una operación de reducción de pecho?

No es solo una operación con fines estéticos. Los dolores de espalda, sarpullidos e irritaciones son algunas consecuencias de tener el pecho grande

Irmina Merino Vidal

En nuestros tiempos estamos muy acostumbrados a las operaciones de aumento de pecho, ya que son muchas las artistas que se han sometido a esta operación. Sin embargo, existe la intervención contraria, para aquellas mujeres que tienen mucho pecho y en lugar de añadir quieren reducir el tamaño.

Como es una operación menos común estamos menos familiarizados con ella. Por eso, si estas pensando en hacértela en Bekia te contamos en qué consiste una operación de reducción de pecho.

Quién puede realizarse una cirugía de reducción de mamas

La operación de reducción de pecho se conoce clínicamente por reducción de mamas y debe ser siempre realizada por un médico cualificado. No obstante, esta es una intervención que no siempre se realiza por motivos estéticos, es decir, que hay mujeres que deben someterse a ellas aunque les duela tener que pasar por un quirófano. Eso es porque un gran tamaño de pecho puede causar fuerte dolores en la espalda y las mujeres afectadas no tengan más remedio que operarse el pecho.

Dolor de espaldaNo es solo una operación con fines estéticos, el pecho grande produce problemas y dolores de espalda, irritaciones, etc.

Además, por el calor y el roce pueden aparecer sarpullidos y granitos debajo de las mamas. El peso excesivo de los pechos puede causarles también problemas nerviosos, dolor en los brazos, espalda y cervicales y dificultad para ponerse en según que posiciones para, por ejemplo, dormir.

El gran tamaño de las mamas también puede dificultarles la realización de según que deportes, puesto que los sujetadores deportivos no tienen tanta sujeción como los necesarios para tanto pecho. Otro problema del exceso de pecho es el encontrar sujetador. La mayoría de marcas realizan sujetadores relativamente pequeños, por lo que las personas con las mamas muy grandes tienen problemas para encontrar sujetadores de su talla y los que encuentran son bastante funcionales.

Psicológicamente, las mujeres con mucho pecho se sienten observadas constantemente y pueden llegar a desarrollar un complejo hacia sus mamas.

Sea por la razón que sea, la mujer afectada debe acudir a un médico especialista el cual valorará si se puede operar y le aconsejará cómo y cuándo debe hacerlo.

Mujer haciendo deporteEl pecho grande supone también una dificultad para encontrar una sujeción adecuada para practicar deporte, convirtiéndolo en una actividad muy incómoda

En qué consiste una cirugía de reducción de pecho

La mujer que se someta a esta operación estará completamente sedada y en quirófano. Se le realizarán tres incisiones en el pecho: una en el pezón y dos en la parte inferior (el pliegue). Por estas tres partes se succionará el exceso de grasa que se encuentra en cada mama, reduciendo así el tamaño en las dos por igual. Una vez el médico haya encontrado la medida deseada del pecho, se colocará el pezón un poco más arriba de lo que se encontraba por el peso de la mama y cerrará las incisiones.

Se trata de una operación de entre 2 a 5 horas dependiendo de cada médico y caso en concreto. Muchas de las mujeres que se someten a esta operación, suelen hacerlo con una liposucción, la cual también reduce el tamaño del estómago y el exceso de grasa y tejido debajo de las axilas que conectan con el pecho.

Como toda operación puede representar riesgos importantes. La liposucción es una cirugía mucho más complicada que la reducción de pecho. Sin embargo, los riesgos son similares como: el sangrado y la infección. La misma anestesia también tiene riesgos que la persona afectada debe asumir antes de someterse a esta intervención.

Pueden producirse otros efectos tras la operación: los pezones pueden no quedar igualados, puede que no sea capaz de amamantar a su bebé si todavía no se ha quedado embarazada o que pierda la sensibilidad en el seno. Por eso, es muy importante que la mujer que quiera realizarse una reducción de mamas sea consciente de todos inconvenientes.

Si es por salud, deberá seguir los consejos del médico y operarse si es necesario, si es por estética podría consultar con un psicólogo antes y contarle sus inseguridades. Quizás así pueda superar su sufrimiento sin necesidad de pasar por un quirófano.

Artículos recomendados

Comentarios