Menú
Pinzamiento lumbar: Causas y tratamiento
ESPALDA Y SALUD

Pinzamiento lumbar: Causas y tratamiento

Cuando se bloquean una o más vértebras de la columna, el nervio se ve atrapado, lo que produce dolor y limita la movilidad.

Sandra Ramírez Cherbuy

¿Qué es el pinzamiento lumbar?

El pinzamiento lumbar es una lesión que se produce al bloquearse una o más vértebras de la columna. Al pinzarse la vértebra, el nervio se ve atrapado por lo que se produce dolor y limita la movilidad de la persona que padece este pinzamiento lumbar. Esta patología impide un correcto flujo de mensajes neurológicos que terminan por bloquearse en su camino al cerebro. El proceso se materializa en una perdida de la capacidad de transmitir cargas eléctricas, por lo que las fibras nerviosas acaban deteriorándose.

En el caso de los pinzamientos lumbares, lo que se señala es que hay vértebras bloqueadas en dicha zona de la cintura, concretamente en las vértebras cuarta y quinta.

¿Tienes un dolor espantoso en la zona lumbar y te preguntas si puede deberse a que tienes un pinzamiento del nervio? Aquí te explicamos las causas y el tratamiento para ayudar a reforzar tu espalda. Asimismo, también os daremos consejos de cómo prevenirlo.

Las causas de un pinzamiento lumbar

Las causas principales que pueden generar pinzamientos en los nervios tienen mucho que ver con las patologías relacionadas con las hernias discales o la artritis.

Un pinzamiento lumbar puede ser causado por múltiples factores.

- Sobreesfuerzo, levantamiento de exceso de peso

- Movimientos hechos inadecuadamente, como cuando hacemos ejercicios sin la ayuda de un profesional o, tan fácil como levantar objetos sin flexionar las piernas.

- Posturas inadecuadas, esto afecta mucho a quienes trabajan todo el día delante del ordenador o a los mismos estudiantes que tienen que estar seis horas sentados y cargar con una mochila llena de libros.

- Pero también hay factores de riesgo, como es el caso de la obesidad. Esta enfermedad causa que una persona sea mas propensa a tener pinzamientos lumbares.

El sobreesfuerzo y las posturas inadecuadas son las causas más comunes del pinzamiento lumbarEl sobreesfuerzo y las posturas inadecuadas son las causas más comunes del pinzamiento lumbar

Dependiendo del nervio que esté afectado percibiremos diferentes sensaciones. Según si es en los nervios sensoriales, encargados de sensaciones como la temperatura o el dolor, los nervios motores, encargados de llevar los impulsos necesarios para generar movimiento en el cuerpo, y, por último, los nervios autonómicos, que controlan la presión arterial, el ritmo cardiaco o la digestión.

Síntomas del pinzamiento de los nervios

Sus síntomas son muy característicos. Lo más normal es notar sensaciones de hormigueo en las piernas, espasmos musculares, adormecimiento o debilidad en las zonas afectadas.

Al principio lo primero que se notará es un dolor que, en caso de no tratarse, irá aumentando, hasta poder llegar a limitar el funcionamiento de los músculos y las extremidades. Quienes sufren de un pinzamiento lumbar pueden tener problemas e incluso imposibilidad de realizar movimientos de flexión, llegando a afectar la ejecución de acciones tan sencillas como atarse o colocarse los zapatos, o vestirse sin ayuda.

El crujido articular es una señal bastante clara de un pinzamiento lumbar: Si cuando te levantas después de un rato de estar sentado, sientes como si tu zona lumbar estuviera muy recta y necesitas unos segundos para poder levantarte totalmente y mantener la espalda recta, debes ir al médico.

Una vez en el médico, le cuenta los síntomas. El propio médico sospechará de dicho diagnóstico y te realizará una resonancia para descartar otros posibles problemas. Una vez hecha la resonancia el médico podrá indicar en qué zona se encuentra el pinzamiento y que puedes hacer para solucionarlo.

Tratamiento para el nervio pinzado

Dependiendo de los resultados del diagnóstico, su médico le podrá indicar determinadas terapias que pueden requerir asistir a un fisioterapeuta, para cambiar aquellos hábitos posturales que sean incorrectos y hayan provocado el pinzamiento lumbar, o hacer ejercicio como natación o pilates.

El tratamiento habitual recomendado por los profesionales médicos pasa por una terapia a través de medicamentos y ejercicios físicos. Lo recomendable es realizar estiramientos en la espalda y ejercicios suaves de fortalecimiento de la musculatura dorsolumbar dirigidos por un fisioterapeuta y que, además, se adquieras un hábito deportivo saludable como la natación. Pero como todo sin abusar, ya que podemos hacer que esta presión nos dañe en lugar de ayudarnos.

Parte del tratamiento pasará por hacer ejercicios suaves que fortalezcan la musculatura dorsolumbarParte del tratamiento pasará por hacer ejercicios suaves que fortalezcan la musculatura dorsolumbar

La base del tratamiento está en lograr disminuir la inflamación del nervio encogiendo la propia hinchazón del tejido que lo rodea, fortalecer los músculos que rodean al nervio, hacer más grande la vía por la que discurre el nervio, movilizar la terminación nerviosa a través del tejido cicatrizado que puede haberse generado a su alrededor o, lo más difícil, extirpar un disco intervertebral que pueda estar presionando dicho nervio. Y, queremos recordar, que esto no es trabajo de un día, una persona que padezca esta patología puede que tenga que estar toda la vida con estos hábitos, así que lo mejor es incorporarlos a tu vida diaria y tomártelo en serio.

Si ya las vertebras están muy dañadas, habrá que pasar a quirófano en el que se hará un reemplazo de la misma por un sustituto hecho de titanio o silicona. También existen otros tratamientos quirúrgicos que pueden ayudar a solucionar estos problemas.

Cómo prevenir un pinzamiento lumbar

Si crees que puedes ser propenso a un pinzamiento lumbar, porque tienes muchos dolores de espalda, lo mejor es contactar con un profesional y que nos recomiende lo mejor para cuidarnos. Tomar medidas por nuestra cuenta como masajes, medicación, o algún otro tratamiento podrían no ser efectivos, y también podrían ocasionar un daño aún mayor al no saber hacerlo correctamente.

Si padeces de un dolor lumbar, lo mejor es no esperar a ver si se pasa, muchas personas acuden al médico cuando ya poco se puede hacer, ya se ha perdido gran parte de la fuerza muscular de las piernas, y en los casos más graves hasta pérdida del control de esfínteres.

Ejercicios como el pilates ayudan a rebajar el dolor lumbar y a conseguir una mayor movilidad en la espalda al potenciar la plasticidad y fortalecer los músculos que rodean nuestra columna vertebral.

Artículos recomendados

1 Comentario

guija

14/10/2016 19:15

lo de trarar la espalda con natación para todo el mundo es no tener ni idea de ejercicio físico y de medicina, ya está bien! Esto ha de ponerse cuando elespecialista sepa los datos de la lesión y la morfología del paciente, ya que puede ser peor el remedio que la enfermedad!