Menú
Remedios caseros para el dolor de garganta
RTEMEDIOS CASEROS

Remedios caseros para el dolor de garganta

Si te duele la garganta pero crees que no es necesario acudir al médico aún, prueba estos remedios caseros para aliviar el dolor.

Mª José Roldán Prieto

El dolor de garganta es uno de los motivos más frecuentes para las personas que acuden al médico de cabecera. A nadie le gusta tener dolores o estar enfermo, pero en muchas ocasiones es inevitable y poco se puede hacer cuando ocurre. Si tienes un dolor de garganta causado por alergias o por algún virus que te han contagiado, es probable que en cuanto sientas ese dolor, lo primero que quieras es un alivio rápido, eficaz y seguro.

Un dolor de garganta puede ser una señal de que te has resfriado, o también de que tienes las cuerdas vocales tocadas o incluso de algo más grave como una faringitis estreptocócica. Mientras que algunos dolores de garganta no requieren ni visita médica, otros sí lo requieren para encontrar el mejor tratamiento.

Un dolor de garganta puede ser una señal de que te has resfriadoUn dolor de garganta puede ser una señal de que te has resfriado

Pero si piensan que tu dolor de garganta no requiere ir al médico de momento, no te pierdas estos remedios caseros que puedes realizar primero para ver la evolución de tu garganta. Así podrás deshacerte del dolor de garganta lo antes posible.

Agua salada

La sal puede ayudar a eliminar la irritación y las bacterias que pueden haber en tu boca. Para utilizar el agua salada tendrás que disolver media cucharada de sal en un vaso de agua caliente. Después haz gárgaras con la mezcla de 3 a 4 veces al día y escupe el agua cuando hayas acabado las gárgaras.

Si el sabor salado es demasiado desagradable para ti, puedes agregar una pequeña cantidad de miel para endulzar el sabor un poco y que te sea más agradable hacer las gárgaras con esta mezcla.

Sopa de pollo caliente

El sodio en la sopa de pollo en realidad puede tener propiedades antiinflamatorias, y puede sentirse bien mientras la vas tomando. Cuando te encuentras mal por culpa de los dolores no querrás estar demasiado tiempo en la cocina, por eso la sopa es una opción adecuada para ti y además es fácil de hacer. Por si fuera poco, la sopa de pollo te garantiza que tendrás los nutrientes suficientes para tu organismo y no te dolerá demasiado la garganta al tragar.

Si eres vegano o vegetariano, cualquier sopa caliente sin lácteos ni carne también puede ser sustituida por la sopa de pollo. Un caldo de verduras también es una buena opción para cuando duele la garganta y no habrá sufrimiento animal de por medio.

Vinagre de sidra de manzana

Aunque no está muy rico, es bastante útil. El vinagre de sidra de manzana es bastante ácido y eficaz para matar las bacterias que te están molestando. Añade un poco de miel al vinagre de sidra de manzana. Lo ideal es mezclar una cucharada de vinagre de sidra de manzana, una cucharada de miel y ponerlo en una taza tibia de agua, remover bien, ¡y beberse hasta la última gota!

Como solo es una cucharada de vinagre y otra de miel no notarás un sabor demasiado fuerte, aunque si para ti sí que lo es, puedes probar 2 cucharadas de vinagre mezclaras con media taza de agua tibia y hacer gárgaras. Si sigue igual de fuerte añade miel y haz gárgaras pero no te bebas la mezcla.

El vinagre de sidra de manzana es bastante ácido y eficaz para matar las bacterias que te están molestandoEl vinagre de sidra de manzana es bastante ácido y eficaz para matar las bacterias que te están molestando

Una cucharada de miel

Tan fácil como ir a la despensa, escoger la miel que más te gusta, meter la cuchara y disfrutar del sabor. La miel tiene propiedades antimicrobianas que te ayudará a que tu garganta pueda curarse antes. Hay personas que disfrutan mucho con el sabor de la miel, así que si tú eres una de ellas, no tendrás ningún problema para hacer este remedio casero.

Aunque si no suele gustarte mucho el sabor de la miel, entonces, solo tendrás que escoger cualquier otro remedio casero de los que te hemos comentado más arriba. Y si ves que pasan algunos días y el dolor de garganta no mejora, entonces habrá llegado el momento de ir al médico para que valore el estado de tu garganta.

Artículos recomendados

Comentarios