Menú
Qué es un enfisema pulmonar

PULMONES

Qué es un enfisema pulmonar

¿Sabes lo que es un enfisema pulmonar? Descubre qué es y cuáles son sus síntomas

Mª José Roldán Prieto Mª José Roldán Prieto Psicopedadoga experta en aprendizaje y salud

El enfisema es una enfermedad progresiva a largo plazo de los pulmones que causa dificultad para respirar debido a la sobreinflación de los alvéolos. Una persona con enfisema, el tejido pulmonar involucrado en el intercambio de gases (oxígeno y dióxido de carbono) se deteriora o se destruye. El enfisema está incluido en las enfermedades denominadas EOPC (Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica).

El pulmón enfisematoso se parece a una esponja vieja usada, con agujeros grandes y una pérdida dramática de elasticidad o elasticidadEl pulmón enfisematoso se parece a una esponja vieja usada, con agujeros grandes y una pérdida dramática de elasticidad o elasticidad

El flujo de aire en la exhalación se frena o se detiene debido a que los alvéolos sobreinflados no intercambian gases cuando una persona respira debido a que no tiene ningún movimiento de estos gases que sale de los alvéolos.

El enfisema cambia la anatomía del pulmón de varias maneras porque se destruye el tejido pulmonar alrededor de las vías respiratorias más pequeñas. Este tejido normalmente mantiene estas pequeñas vías respiratorias, llamadas bronquiolos , abiertas, permitiendo que el aire salga de los pulmones al exhalar. Cuando se daña este tejido, estas vías respiratorias se colapsan, lo que dificulta que los pulmones se vacíen y el aire (gases) queda atrapado en los alvéolos.

El tejido pulmonar

El pulmón enfisematoso se parece a una esponja vieja usada, con agujeros grandes y una pérdida dramática de elasticidad o elasticidad. Cuando el pulmón se estira durante el inflado (inhalación), la naturaleza del tejido estirado quiere relajarse hasta su estado de reposo. En el enfisema, esta función elástica se ve afectada, lo que resulta en atrapamiento de aire en los pulmones. 

El enfisema destruye este tejido esponjoso del pulmón y también afecta gravemente a los vasos sanguíneos pequeños (capilares del pulmón) y las vías respiratorias que se extienden por todo el pulmón. Por lo tanto, no solo se ve afectado el flujo de aire, sino también el flujo sanguíneo. Esto tiene un impacto dramático en la capacidad del pulmón no solo para vaciar sus sacos de aire llamados alvéolos (pleural para alveolo) sino también para que la sangre fluya a través de los pulmones para recibir oxígeno.

Las causas del enfisema pulmonar

Si eres una persona fumadora es lo más peligroso para que se contraiga el enfisema pulmonar. Otra causa es la deficiencia de una enzima llamada alfa-1-antitripsina, la contaminación del aire, la herencia, el sexo masculino y la edad también son posibles factores de riesgo.

Pero sobre todo, es la culpa del tabaquismo lo que puede provocar que esto ocurra a largo plazo. El humo del cigarrillo contribuye a este proceso de enfermedad de dos maneras. Destruye el tejido pulmonar, lo que resulta en la obstrucción del flujo de aire y causa inflamación e irritación de las vías respiratorias que pueden aumentar la obstrucción del flujo de aire.

Por culpa del tabaco la destrucción del tejido pulmonar puede ocurrir de varias formas. Primero, el humo del tabaco afecta directamente a las células de las vías respiratorias responsables de eliminar el moco y otras secreciones. Fumar por tanto, interrumpe la acción de los cilios que recubren las vías respiratorias. La exposición prolongada al humo del cigarrillo hace que los cilios desaparezcan de las células que recubren los conductos de aire. 

Sin el constante movimiento de barrido de los cilios, las secreciones mucosas no pueden eliminarse del tracto respiratorio inferior. Además, el humo hace que se incremente la secreción de mucosidad al mismo tiempo que disminuye la capacidad de eliminar las secreciones. La acumulación mucosa resultante puede proporcionar a las bacterias y otros organismos una fuente rica de alimentos y provocar infecciones.

Fumar por tanto, interrumpe la acción de los cilios que recubren las vías respiratoriasFumar por tanto, interrumpe la acción de los cilios que recubren las vías respiratorias

Las células inmunes en el pulmón, cuyo trabajo es prevenir y combatir las infecciones, también se ven afectadas por el humo del cigarrillo. No pueden luchar contra las bacterias con la misma eficacia o limpiar los pulmones de las muchas partículas (como el alquitrán) que contiene el humo del cigarrillo. De esta forma, el humo del cigarrillo prepara el escenario para infecciones pulmonares frecuentes. Aunque estas infecciones pueden no ser lo suficientemente graves como para requerir atención médica, la inflamación conduce a la liberación de enzimas destructivas de las células inmunes.

La contaminación, una edad avanzada y otros factores que afectan a los pulmones como el tabaquismo pasivo, también puede probar enfisemas pulmonares.

Artículos recomendados