Menú
¿Cómo afectan las siliconas y parabenos de los champús a nuestro pelo?

QUÍMICOS DE LOS CHAMPÚS

¿Cómo afectan las siliconas y parabenos de los champús a nuestro pelo?

Lo natural está de moda, y con ello se ha despertado un rechazo hacia las siliconas y parabenes de los champús. Te contamos cómo actúan y que producen en nuestro pelo.

Rosana Cabrera Cabrera

Desde hace algún tiempo ha saltado en nuestra pantalla una ventana de emergencia con las dos palabras mágicas que están haciendo temblar a la cosmética actual, estas son las siliconas y los parabenos. Son unos compuestos químicos que están prácticamente entre los ingredientes de la inmensa mayoría de nuestros productos de cuidados faciales, corporales, capilares, etc.

¿Por qué el miedo sin fin a estos compuestos? Se puede decir que lo "natural" u "orgánico" está de moda y mucha gente escucha las palabras "compuestos químicos" y se echa a temblar, pero no son excesivamente malos, aunque tampoco totalmente buenos.

¿Cómo afectan al cabello las siliconas?

Las siliconas, no dejan de ser un derivado del petróleo, es decir, plástico; y el champú que contiene este ingrediente realiza la función de recubrir totalmente la totalidad del pelo y dar esa sensación de brillo y sedosidad.

- Ventajas: el pelo luce una apariencia limpia, muy suave y con mucho brillo. El aspecto que todas quieren para su melena y que tanto buscan.

Lavándose el peloDebemos evitar las siliconas en los chamús si tenemos el pelo con tendencia grasa.

- Desventajas: las siliconas no dejan de ser, como se ha dicho anteriormente, derivados del plástico; por ellos no es que sean malos, es que realmente, lo que hacen es recubrir la fibra capilar del pelo y darle un aspecto que realmente no tiene. Cuando se hacen uso de productos con estos ingredientes en el cabello, como pueden ser el champú, el acondicionador, la mascarilla, etc. No está mostrando realmente como está el pelo, está recubriéndolo para dar la apariencia de estar sano, pero realmente no lo está.

En personas que tienen tendencia a tener el pelo graso, son incluso mucho más perjudiciales, ya que la silicona tiende a alimentar el sebo que se crea, sobre todo en la raíz, y hace que dure limpio mucho menos tiempo, lo que por otro lado perjudica a la salud del pelo, que al ser lavado con tanta asiduidad tiende a volver quebradizo y pierde un poco más su elasticidad.

Por lo tanto, podríamos decir que las siliconas en cuanto al uso en el cabello, no son exactamente malas. Pero tampoco es muy recomendable un uso extenso de estos químicos. Si realmente es más importante la apariencia que su aspecto real, entonces no hay ningún problema, pero hay que tener en cuenta que ese no es exactamente el estado del pelo, es lo que se llama un "engañabobos".

¿Y los parabenes qué hacen?

Por otro lado, los parabenes son conservantes fungicidas y bactericidas que consiguen que el producto se mantenga en buen estado por más tiempo.

- Ventajas: hacen que a este tipo de productos no les salga moho, bacterias, o bichitos que hagan que se malogre.

- Desventajas: existe una leyenda alrededor de estos compuestos que tiene que ver con que, su uso cotidiano, a la larga, puede llegar a producir cáncer. Realmente es muy probable que existan otros compuestos que, también tomamos diariamente, y que pueden llegar a producir esta enfermedad. Esto es algo que se está estudiando pero que aún no se ha podido demostrar con total seguridad. Aún así, no es mala idea ir evitándolos por si las moscas y en este aspecto, si es verdad que existen una enorme cantidad de productos que, hoy en día, no los contienen o son parabenes naturales que no causan tanto daño como los que son químicos.

Mirando el etiquetadoFijándonos en el etiquetado podremos saber qué sustancias químicas lleva nuestro champú.

En cierto modo, se podría decir que estos productos químicos, salvando que se padezca algún tipo de alergia, no son malos en pequeñas dosis. Si es verdad, que evitar los parabenos en su formato químico no sería mala idea, ya que existen productos que los usan de modo natural y consiguen el mismo efecto.

En lo que a las siliconas se refiere, si padecemos de pelo graso, sobre todo en la raíz, no es muy recomendable usarlos porque consiguen ensuciarlo aún más. Para encontrar el champú adecuado, simplemente es necesario mirar los ingredientes en la parte de atrás del producto. Las siliconas suelen terminar con los sufijos -xane, -cone o -conol.

La gran ventaja, es que la moda de lo natural, ha hecho que marcas muy reconocidas saquen su propia gama de productos sin estos componentes y esto ha ayudado mucho a la hora de encontrar una buena rutina capilar, de una marca de mayor confianza y que se puedan ir probando hasta conseguir el que más se adapte.

Artículos recomendados