Menú
Cuidados para tener un postparto saludable

POSTPARTO

Cuidados para tener un postparto saludable

Después de haber dado ha luz, una madre reciente tiene que pasar por el postparto. Es una etapa que puede llegar a ser muy complicada, descubre algunos cuidados que no deben faltarte.

Inmaculada Jiménez Peral

Después de pasar nueve meses esperando para ver la carita de nuestro bebé y deseando tenerlo en nuestros brazos, llega uno de las etapas más bonitas y difíciles a la misma vez. El postparto es una fase que toda madre tiene que pasar y que no todas las mujeres llevan de igual manera. Por ello, hoy desde Bekia os vamos a dar diferentes consejos sobre los cuidados que toda mujer tiene que seguir para tener un postparto saludable y llevarlo de la mejor manera posible.

Cuidados para tener un postparto saludable

Una vez que hemos dado a luz, van a pasar al menos unas seis semanas hasta que nuestro cuerpo poco a poco va a ir recuperando la normalidad. Es en este periodo de postparto cuando tendremos que darle los cuidados y mimos necesarios a nuestro cuerpo para que este se resienta lo menos posible de esta etapa tan agresiva.

El postparto consiste en una etapa un poco cansada y agotadora El postparto consiste en una etapa un poco cansada y agotadora

Desde el primer día vamos a sentir como nuestro cuerpo se va reajustando poco a poco y como este va a sufrir desajustes tanto físicos como emocionales. Esto es debido al papel de las hormonas, que van a andar como locas por volver a ser las que eran antes de que nos quedáramos embarazas.

El postparto consiste en una etapa un poco cansada y agotadora así que toma papel y bolígrafo y apunta estos consejos de cuidados saludables:

Apóyate en los tuyos

Habla con tus familiares más cercanos, tu madre, hermanos, tu marido, tus amigos más allegados para que te ayuden en los primeros días después de dar a luz. No está de más de vez en cuando sentir a los nuestros cerca y apoyándonos cuando más los necesitamos. Esto nos va a servir para mantener el animo arriba, que en muchas ocasiones nos va a hacer falta.

Sueño

Aunque en la mayoría de los casos es muy difícil conciliar el sueño porque nuestro bebé llora y reclama nuestra atención cada dos por tres, tenemos que aprovechar que nuestro bebé este dormido y tranquilo para descansar nosotros también. Cuidar de un bebé recién nacido cansa y agota muchísimo. Es normal que lo único que va a apetecerte los primeros días del postparto sea comer, dormir y cuidar al pequeño, así que tienes licencia para ello.

Estreñimiento

Es bastante común que en el postparto vivamos un periodo en el que nos cueste mucho ir al baño, ya sea porque los intestinos están intentando volver a su sitio o quizás porque nos de miedo hacer un esfuerzo y que puedan soltarse los puntos. Para este problemilla recomendamos que des una caminata suaves por la casa o por la calle cerquita de tu hogar para que se vaya activando el funcionamiento de los intestinos y facilitar el tránsito. Por otro lado, aumentar el consumo de fibra facilitará también esta tarea y hará que vayamos al baño sin tener que hacer grandes esfuerzos.

Es bastante común que en el postparto vivamos un periodo en el que nos cueste mucho ir al bañoEs bastante común que en el postparto vivamos un periodo en el que nos cueste mucho ir al baño

Baja de peso, pero sin obsesionarte

Una de las primeras cuestiones que nos realizamos cuando somos madres es ¿Cuándo volveremos a nuestro peso anterior? Pues bien, aquí van a entrar en juego el deporte y la alimentación. Como en la etapa del postparto todavía nos encontramos un poco convalecientes, vamos a empezar poco a poco a activar nuestro cuerpo. Recuerda que hasta los 15 días después de haber dado a luz no es conveniente que hagamos ningún esfuerzo, pero una vez pasada la quincena podemos ir dando poco a poco paseos cada vez más largos. No es recomendable que hasta los 3 meses después de haber dado a luz comencemos una rutina de ejercicios.

Alimentación

Este aspecto es super importante a la hora de recuperar el peso perdido y para reponernos del parto. La alimentación es la base de todo, así que sería ideal que lleváramos una dieta que nos aporte mucha energía para afrontar las largas jornadas con nuestro bebé, sobretodo si hemos decidido que vamos a amamantarlo, tenemos que estar fuertes. Para ello, tenemos que ingerir alimentos que nos aporten proteínas, hidratos de carbono y proteínas.

Artículos recomendados