Menú
Almax: todo lo que debes saber

PROBLEMAS DIGESTIVOS

Almax: todo lo que debes saber

Si sueles sufrir de ardentía y tomas Almax, aquí descubrirás todo lo que debes saber.

Inmaculada Jiménez Peral

Comer fuera de casa o excedernos en los alimentos que tomamos puede, en muchas ocasiones, provocarnos la incómoda y odiada acidez de estómago. Esto es debido a que el ácido que se produce en el estómago para digerir los alimentos, sale de la zona donde debería quedarse, subiendo hacia arriba a través del esófago provocando una sensación de ardor por todo el tubo digestivo que va desde el estómago hasta la boca.

 Un tercio de la población sufre de forma regular acidez de estómago Un tercio de la población sufre de forma regular acidez de estómago

Este síntoma es mucho más común de lo que nos pensamos, ya que un tercio de la población sufre de forma regular acidez de estómago. Estos son datos preocupantes porque la acidez de estómago se produce debido a malos hábitos de vida.

El estrés, las comidas copiosas, la obesidad y los tratamientos con medicamentos son los cuatro factores más comunes por los que sufrimos ardor de estómago. Esto tiene fácil solución. Cambiar hábitos nocivos y malos para nuestra salud, incluyendo entre ellos una alimentación saludable, junto a un poco de ejercicio diario, es la mejor opción para hacer desaparecer la odiada ardentía. Pero si queremos aliviar de forma instantánea este problema que tanto nos incomoda lo más fácil es recurrir a un antiácido. Tener en casa una caja de almax, puede salvarnos en más de una ocasión.

¿Qué es almax?

Almax es un medicamento antiácido, con un sabor parecido al del anís, que está compuesto en su mayoría por almagato, una sustancia química que se encarga de estabilizar los niveles de ácido que tenemos en el estómago luchando así contra la acidez y liberándonos de ella, justo un minuto después de tomarla.

En la actualidad, encontramos varias versiones de almax de las que podemos disponer según nuestra necesidad. En concreto son 3 las maneras de las que podemos tomar almax, pero todas ellas son de vía oral.

La primera versión es el Almax forte de 1,5 mg. Este es el que hemos tomado de toda la vida, el que actúa contra la acidez en un solo minuto y nos alivia de los síntomas que padecemos. Podemos tomas hasta 5 al día, a excepción de los niños menores de 12 años que solo podrán tomar 3 diarios.

Hace ya algunos años, almax amplió su catálogo añadiendo los comprimidos masticables de almax 500mg. La toma hay que hacerla con dos comprimidos cada 3 horas si es necesario. Los adultos y niños mayores de 12 años pueden tomar hasta 16 comprimidos al día.

Por último, la última incorporación al mercado de almax es también vía oral, pero en su versión jarabe. Actualmente solo se vende el frasco de 225 ml y su dosis diaria recomendada consta de 7,5 ml tres veces al día, haciéndolo siempre media hora después de las comidas.

 Mantener un peso saludable es el mejor de todos los remedios Mantener un peso saludable es el mejor de todos los remedios

¿Cómo puedo evitar la acidez de estómago?

Evitar esa sensación de acidez de estómago y de ardor que tanta incomodidad nos provoca, podemos controlarla si llevamos a cabo una serie de pautas que van a aliviar mucho nuestros ataques de acidez y nos va a hacer sentirnos mejor.

Huir del sobrepeso. Mantener un peso saludable, es el más efectivo de todos los remedios, ya que las personas que pesan más de lo que deberían, suelen padecer más ardor. Esto es porque al tener más peso de la cuenta, este ejerce una fuerza en el estómago que va a provocar que el estómago no trabaje con normalidad.

Utilizar un determinado tipo de ropa que no sea demasiado ajustada, intenta evitar los cinturones demasiado apretados, los pantalones que se ajusten demasiado a tu cuerpo. Esto puede ejercer una presión sobre tu barriga y el estómago que puede provocar ardor.

Evitar el estrés. El estilo de vida que llevamos en el que el estrés está muy presente entre nosotros, es un claro enemigo del ardor de estómago. Para ello, intenta buscar momentos de relax durante el día, apúntate al gimnasio o a alguna actividad física para soltar el estrés.

En líneas generales, lo mejor es llevar una vida lo más saludable posible, intentando evitar pensamientos negativos y disfrutando de cada momento que vivimos.

Artículos recomendados