Menú
¿Cuáles son los beneficios de los distintos tipos de té?

INFUSIONES

¿Cuáles son los beneficios de los distintos tipos de té?

El té negro despeja sin provocar sobreestimulación, el blanco tiene propiedades antiinflamatorias y el verde es un gran antioidante. ¿Qué tipo de té te conviene más?

Sandra Ramírez Cherbuy

En este artículo os vamos a hablar de los diferentes tipos de té que existen. El es una infusión de hojas de plantas del tipo Camellia sinensis. Es una bebida muy conocida por contener antoxidantes, anti-inflamatorias y neuroprotectoras.

Si estás pensando en introducirte en el mundo del , aquí os vamos a enseñar sus propiedades y beneficios para que elijáis el que mejor se adapta a vuestras necesidades y gustos.

Negro

Es el más conocido de los tés, el más popular. Ya que este es el que se toma en la mayor parte del mundo.

Este es que tiene mayor oxidación de todas las variantes. Tiene un aroma y un sabor más fuerte. También es el que tiene más cafeína, debido a la oxidación, por lo que es ideal para tomar en el desayuno como sustituto del café. El té negro es el que encontramos en los Earl Grey (mezclado con bergamota) o el English Breakfast (que se mezcla con leche). Tiene la ventaja de que puede ser mezclado con leche (aunque según un estudio alemán la leche contrarresta sus beneficios) y acepta muy bien las variantes con otras especiales y hojas de té.

Es un té con grandes poderes antioxidantes y que podemos tener guardado durante mucho tiempo sin que este pierda su sabor y aroma. Las infusiones de negro tienen un color ámbar, con cuerpo.

Beneficios

El negro se compone de polifenoles, un antoxidante que ayudan a proteger el organismo frente a agentes que atacan al sistema inmunitario. Así, las infusiones de este tipo ayudan a combatir el envejecimiento, las enfermedades cardiovasculares y degenerativas.

Como hemos dicho anteriormente, el té negro es un sustituto perfecto del café, ya que posee lo mejor de este, estimula el organismo, gracias a la teína, pero sin sus efectos secundarios, no produce excitación.

Ayuda a prevenir la diarrea o los trastornos digestivos, debido al proceso de oxidación que tiene, esto le proporciona propiedades astringentes.

Esto, por el contrario, puede resultar perjudicial para aquellas personas que sufran de estreñimiento. A estas personas se les aconseja no tomar diariamente negro o con mucha frecuencia.

Una infusión de este ayuda a la eliminación del exceso de líquidos y de las sustancias que no necesita el organismo.

Es una bebida con muy pocas calorías, sobre todo si se bebe sin leche y sin azúcar, y que ofrece una agradable sensación de saciedad con la que no nos sentiremos pesados ni hinchados. Perfecto para aquellos que quieren mantener su peso o buscan adelgazar.

Verde

Este es con mayor popularidad en Occidente, después del té negro. Su diferencia fundamental es que al contrario que el té negro este no sufre el proceso de oxidación, sino que las hojas de Camellia sinensis son recogidas y pasadas por un proceso de torrefacción, en el que se prensan, se enrrollan, se trituran y se dejan secar.

Esto además de mantener todas sus propiedades hace que tenga un sabor mucho más suave que el negro. Se piensa que es de los tés con más beneficios que hay.

Las hojas para estas infusiones provienen en su mayor parte de países como China, Vietnam y Japón.

Beneficios

El en sí ya es un antioxidante, pero dependiendo de la variedad será más beneficiosos para ciertos problemas. El té verde, en concreto, fortalece el sistema inmunológico y son recomendables en el tratamiento y la prevención de la diabetes.

Las hojas de este tipo, al no someterse a un proceso de oxidación, mantienen todas las propiedades de la planta. Esto hace que mantengan la Vitamina A (ayuda a las enfermedades cardiovasculares), Vitamina B12 (beneficiosa para la piel, el pelo, las uñas o la vista) y Vitamina C y E (ayudan a reducir el cáncer). Además, contiene floruro que ayuda a proteger los huesos y prevenir la caries.

El té verde protege de la hipertensión y la diabetesEl té verde protege de la hipertensión y la diabetes

Protege de la hipertensión y la diabetes y activa la circulación de los líquidos del organismo lo que ayuda en su eliminación.

Al contrario que el negro, las infusiones de esta variedad verde ayudan en la digestión y estimula el metabolismo del cuerpo, por lo que resulta un gran aliado para perder peso si se acompaña de una buena dieta y de ejercicio.

Su bajo contenido en teína hace que sea una bebida que podamos tomar en cualquier momento del día sin que afecte a nuestro rendimiento ni a nuestras horas de sueño.

Rojo

Este té también conocido como Pu-Erh o ''Té de los Emperadores'' (llamado así porque antiguamente solo lo consumían las personas importantes), es originario de la región de Yunnan, en China.

Este es uno de los tés más especiales y que, poco a poco, se está haciendo un hueco entre los aficionados a las infusiones, sobre todo por sus propiedades terapéuticas.

Es un té que se elabora mediante un proceso de fermentación en barricas de bambú que puede durar de entre 2 a 60 años, esto hace que sus precios varíen según la cosecha. El té rojo es como el vino, que mejora con los años.

Al contrario del té negro, tiene un sabor más profundo, terroso, intenso pero sin ser fuerte.

Beneficios

Este se té está haciendo famoso por sus propiedades quemagrasa. Tres tazas diarias de Pu-erh nos ayudará a controlar y eliminar la grasa de nuestro organismo. Una infusión de Pu-erh también ayuda a desintoxicar el cuerpo y limpiar el organismo debido a que equilibra el transito intestinal.

Además, ayuda a controlar el colesterol y ayuda en la prevención de las enfermedades cardiovasculares. Según la medicina China el té rojo ayuda en los procesos de depresión y estrés, ya que equilibra la mente y el organismo.

Como hemos dicho antes, tiene beneficios en la digestión de las comidas pesadas y facilita el tránsito intestinal. Esto lo hace perfecto para la sobremesa.

El té rojo ayuda, gracias a sus beneficios antioxidantes en la prevención de las enfermedades cardiovasculares y también protege la piel frente a su exposición a los rayos ultravioleta.

Aunque se encuentra entre el té verde y el negro, sigue siendo una infusión ideal para tomar en el desayuno o después de las comidas, debido a que contiene teína. No es recomendable tomar durante la noche debido a que contiene más contenido de teína que el té verde.

Blanco

El té plateado. Este té está comenzando a hacerse un hueco entre los amantes del té. Se tiene la idea de que el té blanco es un té refinado, ya que para su elaboración solo se recogen las hojas más jóvenes, aún sin abrir y que están recubiertas por unos pelillos blancos, de ahí su nombre. De hecho, esta variedad se cosecha solo durante la primavera lo que le da también su toque especial.

El té blanco es el tipo de infusión que sufre menos procesos de elaboración, ni se oxida ni se fermenta sino que se deja secar al sol y luego se pasan por agua caliente para evitar la oxidación. Ante esto, podríamos decir que este tipo de infusión es la que más se acerca a probar la hoja fresca.

Su sabor es dulce y se comenta que esta infusión posee las propiedades de todas las familias de té.

Beneficios

Es el té con mayores propiedades antioxidantes y mayor beneficio para la salud debido a sus alta cantidad de catequinas. Con alto contenido en vitamina E y C, ayuda en la prevención de ataques al corazón, en las enfermedades cardiovasculares y en la regeneración de la piel (muy recomendado en las quemaduras solares).

Se piensa que es tres veces más antioxidante que el té verde. Además, ayuda en el tratamiento de infecciones, neumonías, virus y enfermedades bucales. También tiene propiedades antiinflamatorias.

El té blanco se considera una infusión desteinada, por lo que lo podemos tomar en cualquier hora del día y es perfecto para aquellos que sufren de hipertensión.

Té Azul

También llamado Wu Long o Oolong, es el gran desconocido. Es el amado por los verdaderos expertos dentro de este mundo. Su nombre, Wu Long, significa Dragón Negro, debido a las formas de las hojas: negras, largas y curvas.

La característica especial del té azul es que las hojas de la planta sufren un proceso de oxidación que se corta a la mitad, por lo que su oxidación es media. Esto hace que se sitúe a mitad de camino entre el negro y el verde.

Estos tés suponen una de las mayores familias de té en las que encontramos multiples variantes según la plantación. Suelen ser originarios de China y Taiwan, según la procedencia su sabor y su color variarán.

El Oolonng, Wu Long o té azul tiene un sabor más dulce que el restoEl Oolonng, Wu Long o té azul tiene un sabor más dulce que el resto

El té azul es perfecto para aquellos que quieren comenzar a tomar infusiones ya que tienen un sabor más agradable que el amargor de los tés negros, por ejemplo. Además, es perfecto para tomar en frío.

Beneficios

Como todos los tés, es un gran antioxidante. Ayuda a ralentizar el desarrollo de las enfermedades y del envejecimiento ya que ayuda a la piel y a los huesos. De ahí, que sea beneficioso para las articulaciones y las quemaduras.

Al estar a mitad de camino entre el té verde y el negro, hacen que también sean un buen aliado para la pérdida de peso, aunque como ya hemos dicho el mejor para eso es el té rojo.

Ayuda a disminuir el colesterol y los triglicéridos. También es bueno para aquellos que sufran de diabetes y para prevenirla, su consumo diario puede ayuda a reducir un 30% la glucosa en sangre.

Según la tradición China este té también ayuda a aliviar el estrés y la ansiedad. Una infusión de té azul después de las comidas es perfecto para relajar la mente y el cuerpo ya que facilita la digestión.

Artículos recomendados