Menú
Cuáles son las señales de la deshidratación

DESHIDRATACIÓN

Cuáles son las señales de la deshidratación

Tienes que beber agua diariamente y no deshidratarte. Conoce cuáles son las señales de deshidratación para estar alerta.

Mª José Roldán Prieto Mª José Roldán Prieto Psicopedadoga experta en aprendizaje y salud

La deshidratación es un asesino silencioso. Cuando se trata de la salud, todos sabemos que hay que beber una cantidad de agua al día. Esto es así porque el 60% del cuerpo está compuesto de agua y el cerebro está compuesto por nada menos que un 75% de agua. El principal problema con la deshidratación es que no se sienten los efectos obvios como sí ocurre con otros problemas de salud, como el dolor de espalda por sentarte mal o el picor de ojos cuando fijas demasiado la mirada en una pantalla.

La hidratación es necesaria para que tu organismo funcione bien. La hidratación lubrica las articulaciones, los ojos, mantiene tu piel con buena salud, tendrás una buena digestión, elimina las toxinas y además maximizará tu energía. Si no estás bien hidratado no podrás concentrarte bien, no tendrás un buen equilibrio interno, el azúcar tampoco se regulará bien y esto, producirá otros problemas de salud. Si por ejemplo tienes dolor de cabeza o te sientes débil, no solo es que tengas que comer algo para sentirte mejor, quizá es que debas h

idratarte y tengas que tomarte un buen vaso de agua.

No siempre nos damos cuenta cuando los falta agua en el cuerpo hasta que estamos al límiteNo siempre nos damos cuenta cuando los falta agua en el cuerpo hasta que estamos al límite

Señales de que te estás deshidratado

No siempre nos damos cuenta cuando los falta agua en el cuerpo hasta que estamos al límite. Tampoco las personas son conscientes de la cantidad de agua que pueden perder al día y la importancia que tiene rehidratarse constantemente. sudar, ir al baño e incluso respirar consume tus fluidos corporales. Si además, tienes vómitos, diarrea, haces ejercicio, consumes alcohol... entonces tus reservas de agua pueden acabarse rápidamente.

Hay varias señales evidentes de tu posible deshadratación, que puede ir de leve a moderada pero que es necesario que aprendas a identificar. En la deshidratación leve puedes notar:

-Sequedad en la boca

-Cansancio

-Menos micción

-Dolor de cabeza

-Confusión

-Mala memoria

-Falta de concentración

En cambio, cuando la desh

idratación es mayor y comienza a ser problemática, puede incluir síntomas como:

-Irritabilidad

-Confusión

-Sed extrema

-Palpitaciones

-Ansiedad

-Respiración acelerada

-Falta de orina

-Orina de color oscuro

Asegúrate de que te hidratas bien

Beber agua suficiente te ayudará a establecer un buen hábito hasta que se convierta en algo normal para ti. Si eres de las personas a las que les cuesta beber agua suficiente durante el día, es necesario que lo conviertas en una rutina para ti. No te pierdas estos consejos para asegurarte de que te hidratas bien.

Usa una aplicación para saber que bebes bastante agua

Hay muchas aplicaciones gratuitas que te recuerdan que debes beber agua. También puedes añadir lo que has bebido a lo largo del día, lo que te permite ver cuándo has bebido y cuánto.

Tener agua siempre a tu disposición te ayudará para recordar que tienes que beber aguaTener agua siempre a tu disposición te ayudará para recordar que tienes que beber agua

Ten siempre una botella de agua a tu lado

Tener agua siempre a tu disposición te ayudará para recordar que tienes que beber agua. Si vas corriendo de un lado a otro siempre, no te olvides llevar contigo tu botella de agua. Estar ocupado/a ya no será una excusa para poder hidratarte como debes.

Toma alimentos con mucha agua

Los alimentos con agua también te ayudarán a estar más hidratado. Comer frutas como melones, manzanas o naranjas te ayudarán a tener más agua en tu organismo. También es aconsejable que si tomas té o café, te tomes un vaso de agua justo después.

Reduce el consumo de té o café

Otra buena idea es reducir el consumo de café o de té. El agua te ayudará a despertar y a estar con más energía que el café. Intenta reducir el consumo de té y café y reemplaza su consumo por agua.

Recuerda los beneficios de beber suficiente agua cada día. Aumenta tu energía, mejora la concentración y estarás menos cansado. Además, si quieres perder peso también te ayudará y por si fuese poco tu piel se verá mejor, tendrás mejores digestiones y te pondrás menos veces enfermo porque potencia tu sistema inmune.

Artículos recomendados