Menú
Etiquetado de las gafas de sol: cómo saber si nuestras gafas están homologadas.

SALUD OCULAR

Etiquetado de las gafas de sol: cómo saber si nuestras gafas están homologadas.

A menudo las vemos como un complemento más, pero las gafas de sol son de vital importancia para la salud de nuestros ojos

Noelia Álvarez González

En los últimos años se han hecho muy populares las antiguamente conocidas como tiendas de todo a cien, ahora tiendas de todo a euro o bazares chinos. Casi todos hemos comprado alguna vez en ellas, y son muy útiles para sacarnos de algún apuro momentáneo. Sin embargo, desde hace algún tiempo se ha aumentado el consumo en este tipo de tiendas de artículos que si no pasan los controles adecuados, pueden ser peligrosos para nuestra salud y nos dejamos llevar por su bajo precio sin tener en cuenta las consecuencias. Uno de estos productos son las gafas de sol, que nos encontramos en este tipo de tiendas sin ningún tipo de etiquetado y sin estar homologadas. La exposición al sol prolongada con unas gafas no homologadas adecuadamente puede causar daños irreversibles en la vista.

¿Qué etiquetado buscamos en las gafas de sol y qué información nos aporta?

CE: lo primero que debemos buscar cuando vamos a comprar unas gafas de sol es que posea la marca "CE", ésta debe estar en las propias gafas, o si no puede ser debido al tamaño, estará en el folleto de información que acompaña a las gafas. Esta marca nos certifica que las gafas de sol cumplen con la normativa de sanidad y seguridad.

Gafas de sol en expositorLa mejor manera de adquirir unas gafas de sol seguras en comprarlas en una óptica.

Categoría del filtro de color: esta información estará presente en el folleto informativo de las gafas. Es una escala que va de 0 a 4, normalmente al lado del grado de filtro de las gafas irá una tabla explicativa de cada grado, donde encontraremos el nivel de filtro relacionado con el grado de luminosidad para el cual es adecuado cada uno, el porcentaje de absorción de rayos UV, la descripción de la lente y los momentos para los cuales es adecuado cada grado. El nivel 0 será para una luminosidad muy baja y el 4 para una muy alta. Es muy importante además que se especifique que las gafas de sol de nivel 4 no son aptas para la conducción debido al grado de oscuridad de la lente.

En las gafas con lentes fotocromáticas, que se oscurecen o aclaran según el nivel de sol, aparecerán 2 indicaciones, una para su estado más claro y otra para el más oscuro.

Protección UV (tanto UVA como UVB): estos tipos de radiación ultravioleta son muy perjudiciales para nuestra vista, por tanto debemos protegernos contra ellas y saber cómo estamos protegidos. En caso de que en el folleto explicativo no aparezca la tabla comentada en el apartado anterior, deberá contener a parte el nivel de protección UV, y esto lo pueden poner de dos formas. En el folleto puede aparecer el porcentaje de transmitancia, o porcentaje de radiación que la lente deja pasar; o puede aparecer la absorción, que será el porcentaje que filtra la lente. En una lente de nivel 0, por ejemplo, tenemos una transmitancia del 80 al 100 % y por tanto una absorción de 0 a 20 %. Es importante saber que no por tener una lente más oscura estaremos más protegidos contra la radiación ultravioleta, la única forma de saber el grado de protección de la lente es mirándolo en el folleto.

Chica expuesta al solLlevar unas gafas de sol no homologadas es más negativo para nuestra salud que no llevarlas

Información del productor: además de todo esto, en el folleto que acompaña a las gafas debe figurar, en castellano, el nombre y dirección del fabricante y/o su mandatario en la Unión Europea, además de las instrucciones de uso, mantenimiento, limpieza, almacenamiento, revisión y desinfección.

Por qué son necesarias unas gafas de sol homologadas.

En muchas ocasiones podemos pensar que llevar gafas de sol, sean como sean, nos protegen, sin embargo, esto no es así, el uso de unas gafas de sol no homologadas puede ser más peligroso que no llevar ningunas. Esto es así, ya que una lente oscura hará que nuestra pupila se dilate, y si no llevamos un filtro adecuado, pasará más radiación al interior de nuestro ojo. Con ello conseguiremos quemaduras en la córnea o incluso el cristalino, pudiendo llegar en ocasiones a producir cataratas y enfermedades en la retina.

Por todo ello, antes de dejarnos seducir por los precios de unas gafas de sol no homologadas, debemos pararnos a pensar en las consecuencias que, a la larga serán más caras y fijarnos bien en el etiquetado.

Artículos recomendados