Menú
¿Cómo prevenir y curar los sabañones en invierno?
FRÍO E HIDRATACIÓN

¿Cómo prevenir y curar los sabañones en invierno?

Ahora que el invierno ha llegado, es común que aparezcan los sabañones, eritemas que aparecen en la piel debido a la mala circulación de la sangre por el frío.

María del Valle Mejías Morón

Aunque siempre hay algunas personas que se resisten a tener que sacar la ropa de abrigo del armario y guardar hasta el año que viene aquellas prendas ligeras o de baño, poco a poco empezamos a notar que las temperaturas comienzan a bajar y que el frío ha llegado para quedarse unos meses con nosotros. Con el invierno y el frío comienzan a llegar algunos problemas de salud que todos conocemos, como la gripe común, pero no es el único. Y es que las bajas temperaturas no afectan por igual a todas las personas, hasta tal punto que algunas no quieren su llegada porque con ellas pueden aparecer los temidos sabañones.

¿Qué son los sabañones?

Los sabañones, conocidos también como eritemas pernios o simplemente pernios, son unas rojeces e irritaciones que aparecen en la piel, sobre todo en unas zonas concretas como son los dedos de las manos, de los pies, las orejas y la nariz, aunque los más comunes y vistosos son los que aparecen en los nudillos de las manos.

¿Por qué aparecen?

Aunque conozcamos por sabañón la descamación y rojez que se produce en la piel, es en realidad una inflamación que se produce debido a problemas de circulación causados por la exposición al frío. Aunque a algunas personas les aparece con temperaturas extremadamente bajas, depende mucho de la persona y de su circulación, por lo que habrá afectados a los que les aparezcan al primer cambio de temperaturas si están acostumbrados a termómetros altos o climas cálidos.

Normalmente pueden desaparecer a las dos semanas siempre y cuando se siga un tratamiento acorde al nivel en el que se encuentre, ya que pueden llegar a salir úlceras, o pueden ser aliviados con una simple hidratación constante. Aun así, puede ocurrir que vuelvan a reaparecer al cabo de un tiempo o cada año, ya que muchas de las personas que lo padecen es por una pobre circulación, lo que hace de esta enfermedad leve algo crónico con lo que tienen que convivir cada año cuando llega la época de frío.

DescripcionLas bajas temperaturas y la humedad son las causas principales de la aparición de sabañones

Aunque la causa de la exposición al frío sea la más conocida y la más común, hay otras razones que hacen que estos eritemas aparezcan en la piel. Junto al frío hay que tener en cuenta la humedad, por lo que más personas que vivan en zonas más húmedas siempre serán más propensas a padecerlos que las que vivan en climas más secos aunque igual de fríos.

También pueden afectar a esta enfermedad algunos tóxicos como el tabaco o el alcohol.

Síntomas

Los síntomas más comunes cuando aparecen los sabañones son los de un exceso picor en las zonas comunes que como hemos dicho anteriormente suelen ser los dedos de las manos y de los pies, la nariz y las orejas. El picor va acompañado de ardor, rojez, dolor y falta de hidratación que hacen que las zonas se vean secas, además de tener en todo momento las manos y/o los pies fríos.

¿Cómo podemos prevenirlos?

Lo más fácil y lógico a la hora de querer prevenir los sabañones es ir abrigados nada más comiencen a bajar las temperaturas y que nuestros aliados como complementos sean siempre los guantes y los gorros que nos permitan tapar nuestras orejas.

Debemos usar una ropa y calzado adecuado a la estación en la que nos encontramos, por lo que las medias muy finas o los zapatos muy ligeros, como las manoletinas o bailarinasen las mujeres, pueden parecernos muy cómodos pero pueden pasar a ser nuestros enemigos si favorecen la aparición de estas irritaciones en nuestra piel.

También hay que tener en cuenta que nuestro hogar debe estar correctamente adecuado, es decir, no tener ninguna zona de la casa con exceso de humedad durante mucho tiempo, sino mantenerla aireada, por ejemplo, tras fregar.

Es bueno mantener siempre las zonas expuestas a estos problemas con buena hidratación, sobre todo las manos, y no exponerlas a temperaturas muy altas como estufas, ya que los cambios fuertes de temperatura hacen incrementar el riesgo de la aparición de los sabañones.

DescripcionHacer ejercicio de forma regular previene la aparición de sabañones

Hasta el momento nos hemos referido a medidas externas, pero también es bueno cuidarse por fuera para evitar los sabañones. Al producirse a través de una mala circulación, una buena prevención es la de realizar ejercicio físico de forma regular, que haga beneficiar la circulación de la sangre por nuestro cuerpo, algo que notaremos en la piel. Si en esta época del año incrementamos el consumo de alimentos ricos en vitamina A y C mejor que mejor, ya que estas vitaminas ayudan a regenerar aquellos tejidos dañados.

¿Qué remedios naturales y farmacológicos hay para ellos?

Además de los remedios naturales conocidos como la hidratación para calmar la hinchazón y la rojez, hay otros remedios naturales como los baños de temperatura en los que se agregan algunos aceites como el de caléndula u hojas como las del nogal. El tratamiento médico indicado para los sabañones puede ser el de medicamentos para vasodilatadores para regular la circulación y que reducirán la inflamación. Si se ha llegado a producir alguna úlcera podrían llegar a administrarse corticoides o antibióticos.

Artículos recomendados

Comentarios