Menú
No desperdicies comida en tu hogar

ALIMENTACIÓN

No desperdicies comida en tu hogar

Una buena alimentación es imprescindible para la salud, pero esto no significa que puedas desperdiciarlos sin más.

Mª José Roldán Prieto Mª José Roldán Prieto Psicopedadoga experta en aprendizaje y salud

La comida es salud para las personas y son recursos limitados de nuestro planeta. Hay que tener conciencia de lo que se come y de lo que no se come, de lo que se guarda y de lo que se tira... es una pena saber que el 40% de la comida que las personas compran, se desperdicia.

Es necesario que las personas se establezcan una meta para reducir la cantidad de desperdicio de alimentos a la mitad o a nada. Sé consciente de lo que consumes en tu hogar y comienza hoy mismo a no desperdiciar la comida en tu casa. Puedes tomar medidas adaptando algunas estrategias de ahorro de alimentos, y dinero.

Cómo empezar

Es posible que compres la misma cantidad de comida cada semana, pero quizá esto haga que compres cosas que ya tienes. Antes de comprar, tendrás que sentarte a hacer una lista semanal de alimentos que necesitas en tu hogar, teniendo en cuenta lo que ya tienes. Tendrás que revisar la despensa, la nevera y el congelador. Tira los alimentos que están caducados o en mal estado y después haz un inventario de todos los artículos que puedes usar y cuáles no.

Después, planifica la comida diaria para toda la semana. En lugar de ir corriendo a comprar comida o pedir pizza en el último minuto, es mejor aprender a reducir el desperdicio de alimentos con un poco de preparación.

Haz la lista de compra y decide qué artículos son perecederos de tu lista, cuáles tirarás a la basura y lo que esa semana puede servirte de nuevo. Estos pasos te ayudarán:

Sé consciente de lo que consumes en tu hogarSé consciente de lo que consumes en tu hogar

  • Haz un inventario de lo que tienes
  • Planifica tus comidas usando los alimentos que ya tienes
  • Haz una lista de compras específicas para comprar únicamente lo imprescindible

Qué comer

Debes tener algunos puntos clave para no desperdiciar la comida nunca más en tu hogar:

  • La cena del domingo pueden ser las sobras del medio día
  • Prepara una comida a la semana de lo que tengas en el congelador
  • Compra el pan al día o congela pan para tener a mano durante la semana
  • Haz pizza una noche a la semana para utilizar verduras y la masa sobrante la utilizas para hacer minipizzas saludables para la cena de tus hijos algún día de la semana
  • Corta y congela verduras para tus sofritos
  • Utiliza los alimentos que ya tienes para realizar recetas saludables para toda la familia
  • Guarda las sobras de las comidas en recipientes herméticos y úsalos al día siguiente, ahorras tiempo y dinero

Cosas que aprendes al no desperdiciar la comida

Te darás cuenta que cuando comienzas a no desperdiciar la comida la vida será más fácil para ti y también ganarás en salud porque serás más consciente de lo que comes. Puedes usar algunas estrategias para seguir con este nuevo estilo de vida:

No compres aperitivos saludables, es mejor comprar hummus, aceitunas o pepinillosNo compres aperitivos saludables, es mejor comprar hummus, aceitunas o pepinillos

  • No compres batidos para el desayuno, la leche o zumos naturales son mucho más saludables.
  • No compres aperitivos saludables, es mejor comprar hummus, aceitunas o pepinillos. Se conservan bien y son más saludables.

  • Ahorrar comida es ahorrar dinero... si sigues así, empieza a notar como suben tus ahorros.
  • Un pollo entero te puede ayudar a preparar muchas comidas: sopa, guisos, hamburguesas, croquetas... Busca alimentos que te den la opción de comer más de una vez con ese producto.
  • Invierte en un buen congelador. El congelador te ayudará a mantener las sobras y los alimentos en buen estado durante más tiempo. De esta manera, podrás ahorrar más dinero porque la comida que congeles no se te pondrá en mal estado.

Estos son solo algunos consejos para no desperdiciar comida y empezar a pensar en la sociedad y no solo de manera individual. La comida no debe desperdiciarse y más sabiendo la cantidad de hambruna que existe en el mundo. Puedes comer más saludable sin necesidad de tener que tirar comida cada día.

Artículos recomendados