Menú
Cómo tratar la diverticulitis

COLON

Cómo tratar la diverticulitis

¿Sabes de qué trata la diverticulitis y cuál es el mejor tratamiento en todo caso?

Sergio Gallego Uvero

La diverticulitis o enfermedad diverticular es una afección que se caracteriza por la presencia de pequeñas bolsas en la zona del colon llamadas divertículos. En la mayoría de los casos, dichos divertículos no causan ningún tipo de problema a la persona que los tiene. Sin embargo hay ocasiones en las que dichas bolsas se llegan a infectar provocando la citada diverticulitis. Los datos señalan que sólo un 5% de las personas que tienen divertículos en el colon llegan a padecer tal afección La diverticulitis se desarrolla en el colon y se suele asociar a un dolor abdominal bastante fuerte en dicha zona del intestino.

Síntomas de la diverticulitis

El síntoma más común y normal de la diverticulitis es un fuerte dolor en la parte abdominal del cuerpo. Dicho dolor puede durar varios días y suele doler bastante. Aparte de dicho síntoma, hay otros bastante evidentes y claros que te detallo a continuación:

  • Estreñimiento
  • Estado febril alto
  • Falta de apetito
  • Fuertes calambres en diversas zonas del cuerpo
  • Náuseas y vómitos
  • En ocasiones puede haber un sangrado rectal aunque no es lo normal

En la actualidad no hay respuesta clara a la pregunta de por qué una persona puede llegar a padecer diverticulitisEn la actualidad no hay respuesta clara a la pregunta de por qué una persona puede llegar a padecer diverticulitis

Causas de la diverticulitis

En la actualidad no hay respuesta clara a la pregunta de por qué una persona puede llegar a padecer diverticulitis. En algunos casos se ha llegado a pensar en la ingesta de ciertos alimentos tales como los frutos secos. Otros estudios muestran que el comer carne roja de manera habitual puede llegar a provocar dicha afección en ciertas personas de una edad avanzada. Otra de las posibles causas de dicha afección puede deberse a un virus llamado citomegalovirus.

Otros factores de riesgo que pueden provocar que una persona llegue a sufrir dicha infección en los divertículos pueden ser la obesidad o el exceso de peso, un estilo de vida poco saludable, la ingesta de determinados medicamentos o hábitos poco saludables como es el alcohol o el fumar.

Diagnóstico de la diverticulitis

La diverticulitis se diagnostica a través de una tomografía computarizada de la zona abdominal. La tomografía computarizada es una clase de radiografía que se lleva a cabo mediante un contraste. Con dicho contraste, el médico es capaz de ver claramente el interior del colón y contrastar si en el mismo existen dichas bolsas que provoquen la diverticulitis. Si el médico tiene la ligera sospecha de que el paciente sufre algún que otra afección relacionada con la diverticulitis, puede realizar alguna que otra prueba adicional.

Si el paciente padece una afección leve puede hacer una vida totalmente normal Si el paciente padece una afección leve puede hacer una vida totalmente normal

Cómo tratar la diverticulitis

Si el paciente padece una afección leve puede hacer una vida totalmente normal y tratar la diverticulitis mediante una dieta específica y el uso de algunos medicamentos. Si por el contrario, la infección en los divertículos es bastante grave, el paciente debe ser tratado en el hospital. Dicho tratamiento puede llegar a exigir un ayuno, antibióticos y la administración de líquidos por vía intravenosa. Con el paso de los días, los pacientes suelen mejorar de una manera notable y volver a su casa. Si la diverticulitis provoca una perforación en el colon, se suele intervenir quirúrgicamente para evitar que la cosa pueda ir a peor.

Como has podido ver, algunas personas de avanzada edad suelen padecer dicha afección en la zona del colon. En la mayoría de los casos de dicha afección, no suele haber ningún tipo de complicación y se puede tratar en casa gracias al reposo y la ingesta de mucho líquido. Si por el contrario, la persona nota como sus síntomas son mucho más graves es importante que acuda rápidamente al hospital para recibir el mejor tratamiento posible. En algunos casos puede haber complicaciones serias en el colon que pueden exigir la intervención quirúrgica en el hospital.

Artículos recomendados