Menú
Mentiras que no sabías sobre la depresión
PROBLEMAS EMOCIONALES

Mentiras que no sabías sobre la depresión

La mayoría de los trastornos emocionales pueden acabar en trastorno mental. Es necesario saber algunas mentiras sobre la depresión para no caer en errores internos.

Sara Poyo Lorenzo

La mayoría de los trastornos mentales están muy mitificados. Dan mucho de que hablar y a todo el mundo le da por diagnosticar a diestras y siniestras, pero en realidad se sabe muy poco de ellos, incluso a los psicólogos y psiquiatras se les escapan datos sobre los trastornos mentales más antiguos. Hay cosas que no se saben aun a ciencia cierta.

Uno de los trastornos mentales más antiguos junto con la esquizofrenia es la depresión mayor. Ambas son graves y crónicas, suelen tratarse con medicación y son bastante incapacitantes. Pero la buena noticia es que hay grados, y aunque dos personas puedan tener el mismo diagnóstico su evolución nunca va a ser la misma y dependerá en gran medida de la persona y su entorno. Ante tal variabilidad es muy fácil caer en las mentiras y leyendas urbanas que se oyen por ahí, y como no, la depresión no se libra de ellas. Por eso, si queremos ayudar a personas con depresión es recomendable que leas este artículo con el fin de llegar a comprenderlas mejor y así poder asistirlas de la mejor manera posible.

La depresión es uno de los trastornos mentales más antiguos de la historiaLa depresión es uno de los trastornos mentales más antiguos de la historia

Grandes mentiras sobre la depresión

1) Solo los débiles tienen depresión.

Una de las mentiras que se creen muchas personas es que las personas con depresión son más "sensibles" que el resto de la población. Más delicados y con menos tolerancia al estrés. Es falso aunque tiene algo de razón, si tu no sabes sobrellevar tienes más riesgo de caer en una depresión, pero eso no significa que te tenga que pasar a ti ni mucho menos.

Tiene que quedar claro que cualquier persona (da igual su raza, sexo, edad...) puede sufrir depresión en un momento de su vida. Aunque si que es cierto que las personas con más habilidades se decidirán antes a cambiar sus vidas y puede que se recuperen antes si siguen todas las prescripciones médicas y psicológicas.

2) La medicación te curará la depresión.

Otra de las mentiras. No siempre es así. Antes hablábamos de diferentes tipos de depresión. Hay unas que son reactivas, en las que el principal desencadenante es un hecho externo, y hay otras en las que el origen es principalmente interno, hay fallos a nivel cerebral. Cuando es así, el tratamiento de elección es la psicoterapia unido a la farmacología, pero la terapia psicológica es obligatoria si se quiere salir de la depresión. Tomar solo antidepresivos no es la solución, lo único que hace es tapar los síntomas y hacer que te sientas mejor durante un tiempo, pero cuando se termina el efecto todo vuelve a ser igual. La persona no puede depender toda su vida de la medicación, por eso tiene que tomarla pero con la condición de que a la par tiene que aprender las herramientas necesarias para hacerle frente. Eso es lo que la terapia psicológica hace. Enseña a la persona a enfrentarse a la vida de una manera diferente, cambia su forma de interpretar la realidad. En este sentido, el fármaco es un pequeño parche que evitará que te hundas momentáneamente, el psicólogo te dará los remos que te ayudarán a navegar por el mar de tu vida, pero al final eres tú quien tiene que remar si quieres llegar a alguna parte.

3) Lo único que necesitas es fuerza de voluntad.

Esta es otra de las mentiras estrella. La gente que no ha pasado por un episodio depresivo no entiende que la fuerza de voluntad no tiene cabida aquí. "No se cura porque no pone de su parte", "no hace nada por levantarse de la cama"... La depresión puede venir producida por eventos externos, es la forma reactiva de la depresión. Sin embargo, también puede venir producida pro alteraciones bioquímicas en el cerebro, forma más grave. Si es así, no tiene sentido aquí hablar sobre la fuerza de voluntad. ¿Le dirías a una persona con cáncer que puede curarse solo con fuerza de voluntad? ¿Verdad que no? Las personas con depresión realmente no pueden hacer nada o sienten que no pueden hacerlo, es algo que el resto de la población no consigue entender.

4) "Tenemos que animarle entre todos"

Si conoces a alguien con depresión, esto es sin duda lo peor que puedes hacer. No hay nada más extenuante e inútil (tanto para el amigo como para el deprimido) que intentar animar a una persona con depresión, que en esos momentos no está por la labor. Lo único que conseguiremos es desmotivarnos nosotros y hacer sentir mal al otro.

¿Qué piensa una persona depresiva cuando intentamos ayudarle? "Anímate" "Mañana será otro día", "No te falta de nada", "Tienes salud, dinero y amor ¿qué más quieres?", "Mira el lado bueno de las cosas", etc. Frases de ese estilo solo hacen sentir peor a la persona deprimida. ¿Crees que si fuera realmente capaz de animarse o de ver el lado positivo estaría deprimida? Suena estúpido.

5) Las mujeres se deprimen más fácilmente que los hombres.

Es una verdad a media en realidad. Por una parte, hay un porcentaje mayor de mujeres con depresión que hombres. Sin embargo, cuando hablamos de otros trastornos como la esquizofrenia encontramos más casos en varones. De todos modos, no es cierto que las mujeres tiendan a deprimirse más. Lo que ocurre es que a depresión en hombres sueñe manifestarse con una sintomatología diferente que en mujeres. Por ejemplo, ellos cuando tienen depresión, más que tristeza suelen presentar una gran irritabilidad, aunque la apatía y los sentimientos de culpa siguen presentes.

La depresión postparto se pasa con el tiempoLa depresión postparto se pasa con el tiempo

6) La depresión postparto se pasa con el tiempo

Es una mentira que nace del desconocimiento. Cuando una mujer da a luz pueden pasar varias cosas. Para empezar, puede sentirse completamente normal (dentro de lo que cabe claro) o puede sentir una profunda tristeza, también llamada "melancolía postparto", en ese estado la mujer se siente muy deprimida pero es temporal, suele durar entre 2 y 3 semanas, le ocurre aproximadamente al 50% de las mujeres y no interfiere con el cuidado del bebé. Sin embargo, estrés psicosocial o algún tipo de vulnerabilidad (por ejemplo las mujeres con antecedentes familiares de depresión o psicosis son más propensas a sufrirla tras un embarazo).La frecuencia es además más baja, una mujer de cada 8. Por eso, no debemos confundir una verdadera depresión postparto con la melancolía postparto.

Artículos recomendados

Comentarios