Menú
Síntomas oculares: de qué te están avisando

PROBLEMAS OCULARES

Síntomas oculares: de qué te están avisando

Conoce algunos síntomas oculares que te están avisando de lo que te ocurre y de cómo debes tratarlo.

Mª José Roldán Prieto

Si sientes algunos problemas en los ojos como picazón o molestias que no se van, no tienes que mirar hacia otro lado e ignorar lo que te ocurre. Cuando el cuerpo nos da señales significa que debemos hacerle caso porque algo nos ocurre que debemos solucionar. Es necesario tratar correctamente los problemas oculares para evitar complicaciones posteriores.

Especialmente si sientes dolor, un cambio en la visión, te lagrimea demasiado, tienes sensibilidad a la luz o cualquier otro síntoma que está persistiendo con el tiempo, puede ser una señal de un problema grave y deberás acudir a tu médico y oftalmólogo lo antes posible.

A continuación puedes descubrir algunos síntomas oculares comunes y qué significan. De este modo podrás estar alerta y acudir a tu médico lo antes posible. Aunque si tus síntomas no están en la siguiente lista, igualmente deberás acudir a tu médico para ver de qué se trata.

Las gotas de alergia sin receta pueden calmar la inflamación y calmar la picazón directamenteLas gotas de alergia sin receta pueden calmar la inflamación y calmar la picazón directamente

Ojos rojos con picazón y acuosos

Es probable que las alergias, la conjuntivitis alérgica (como una reacción al polen, a la caspa de mascotas, o algo más en su entorno) sean las culpables de esto. Si esto te ocurre, aléjate de lo que puede estar ocasionándote la alergia. Después tómate un antihistamínico oral para detener la reacción del sistema inmunológico.

Las gotas de alergia sin receta pueden calmar la inflamación y calmar la picazón directamente. También puedes pedirle a tu médico que te recete gotas con medicamento en caso de que sea necesario. Si las alergias son una molestia que te ocasionan una incomodidad importante deberás acudir a tu alergólogo para ver si debe proporcionarte un tratamiento adicional.

Ojos rojos, te pican y tienes secreción

Si tienes los ojos rojos, te pican y además tienes secreción es posible que tengas conjuntivitis o una inflamación a causa de una infección de la capa externa de tu ojo. Tu médico de atención primaria puede hacer comprobar si es viral o bacteriana. La variedad viral es como un resfriado común en el ojo y es extremadamente contagiosa.

Los frascos individuales de lágrimas artificiales y colirios pueden ayudar a aliviar la irritación y la hinchazón. Un caso leve de conjuntivitis bacteriana puede desaparecer por sí misma, pero tu médico también puede prescribirte gotas para los ojos con antibióticos para acelerar la curación.

Bulto doloroso en el borde de un ojo o debajo de tu párpado

Si tienes un bulto en el borde de un ojo o debajo del párpado puede ser causado porque un folículo de las pestañas se ha infectado. Puede ser un bulto pequeño o grande e incluso, segregar pus. Necesitarás usar un paño caliente para fomentar el drenaje pero si te molesta mucho o incluso si te duele o no mejora con el paso de los días, deberás acudir a tu médico para que te prescriba un ungüento antibiótico. Si no mejora tu médico u oftalmólogo te puede ayudar a drenarlo o a encontrar un tratamiento que te ayude.

El ojo seco también puede ser un efecto secundario de algunos medicamentos o el resultado de fluctuaciones hormonalesEl ojo seco también puede ser un efecto secundario de algunos medicamentos o el resultado de fluctuaciones hormonales

Sensación de arenilla en los ojos

Esto podría ser causado por los ojos secos, una condición en la que los ojos no recibe suficiente humedad porque no produce suficientes lágrimas o no son lo suficiente acuosas y se evaporan demasiado rápido, lo que puede suceder cuando las glándulas productoras de aceite en los párpados se inflaman.

Mirar fijamente las pantallas sin parpadear regularmente es un culpable de esta condición. Si no parpadeas a cada cuatro segundos, el aceite no se libera y las lágrimas se evaporan, dejando el ojo seco e irritado.

El ojo seco también puede ser un efecto secundario de algunos medicamentos o el resultado de fluctuaciones hormonales o el uso a largo plazo de lentes de contacto. Evita el aire acondicionado o la calefacción, lo que puede acelerar la evaporación de lágrimas. Puedes humedecer los ojos con colirio o añadir más ácidos grasos omega-3 en tu dieta. En los casos más severos puedes requerir un ungüento prescrito por tu médico para mantener las lágrimas en los ojos por más tiempo. Si tienes los ojos secos no ignores esta condición ya que podría conducirte a tener cicatrices en la córnea e incluso pérdida de visión.

Artículos recomendados