Menú
Tipos de flujo vaginal durante el embarazo
FLUJO VAGINAL

Tipos de flujo vaginal durante el embarazo

Durante el embarazo el flujo vaginal puede ir variando. Es importante conocer cuáles son algunos de los tipos y qué significan.

Mª José Roldán Prieto

Durante el embarazo el cuerpo de la mujer tendrá grandes cambios tanto en el interior como en el exterior del mismo, puesto que está trabajando duro para albergar una nueva vida. La mujer embarazada se informará sobre todos estos cambios y deberá ir a sus citas médicas para ver que todo va bien. Durante el embarazo también puede haber otros cambios más sutiles, en el flujo vaginal.

El flujo vaginal irá variando a lo largo del embarazo dependiendo del momento de gestación en el que te encuentras, pero es muy importante saber cómo son los tipos de flujo y qué es normal de lo que no lo es.

El flujo vaginal irá variando a lo largo del embarazo dependiendo del momento de gestación en el que te encuentrasEl flujo vaginal irá variando a lo largo del embarazo dependiendo del momento de gestación en el que te encuentras

Flujo vaginal mucoso

Durante el embarazo, una gran cantidad de sangre fluye hacia la zona cervical, que puede ser más abundante en el cuello del útero. Este aumento de secreción no es nada de lo que preocuparse ya que es común en las mujeres embarazadas y es inofensivo. Este tipo de flujo vaginal es más común durante el primer y el tercer trimestre, por eso es buena idea utilizar salvaslips para evitar que las braguitas se manchen. También se puede cambiar la ropa interior con regularidad, usar jabones sin perfume, etc.

El flujo parecerá un líquido lechoso que está diseñado por la naturaleza para mantener a la vagina limpia. Aunque es totalmente normal, puede ser irritante y molesto a veces. Deberás acudir a tu médico si el flujo tiene un olor fuerte y desagradable, si es demasiado blanco o si tiene un color gris amarillento o incluso verde. Si es demasiado acuoso o espumoso y huele mal también deberás acudir al médico.

Flujo vaginal viscoso o pegajoso

Este flujo vaginal puede ser el tapón mucoso. Su propósito es sellar el cuello del útero para ayudar a prevenir infecciones. Se forma de forma temprana en el embarazo, durante las primeras siete semanas. Cuando el tapón mucoso empieza a descargarse es señal de que el cuello del útero se está empezando a abrir para el parto. Normalmente se expulsa semanas antes de empezar el parto.

El tapón mucoso normalmente es transparente o ligeramente teñido de rosa o con sangre. También puede parecer como un flujo vaginal pegajoso o viscoso en consistencia.

Siempre que notes que te ha salido el tapón mucoso será buena idea acudir a tu médico, quién deberá evaluar el tiempo que te queda de parto y si tu cuello uterino se ha dilatado lo suficiente. Además, si experimentas cualquier tipo de sangrado es muy importante que acudas a tu médico cuanto antes.

Flujo vaginal rosado o rojizo

Al principio del embarazo cuando se tiene un flujo vaginal algo rosado o rojizo puede ser por el sangrado de implantación. Este manchado es normal e indica que el óvulo se ha fijado bien a las paredes del útero. Aunque también puede ser por otros motivos, incluyendo las relaciones sexuales.

Es una secreción sanguinolenta que puede tener un color rosa pálido o de color marrón. Si es de color rojo, es una señal para ver a tu médico cuánto antes. El manchado o pequeño sangrado puede ser también a causa de un desgarro vaginal o una infección. Incluso aunque es bastante raro, hay mujeres que pueden tener una regla en su primer trimestre de embarazo.

Cualquier flujo vaginal en el embarazo con sangre no debe ser ignoradoCualquier flujo vaginal en el embarazo con sangre no debe ser ignorado

Cualquier flujo vaginal en el embarazo con sangre no debe ser ignorado, ya que podría ser una señal temprana de aborto involuntario, un embarazo ectópico o de placenta previa. Sea como sea, si tienes un poco de sangre en tu flujo vaginal acude a tu médico para que evalúe qué ocurre exactamente.

Estos son solo 3 tipos de flujos vaginales durante el embarazo, pero puede haber más como flujos verdes, amarillentos o de color marrón. Normalmente si van acompañados de escozor, picor u olor, puede ser a causa de una infección. Si tienes un flujo vaginal que consideras extraño durante tu embarazo, entonces no dudes en acudir a tu médico para que valore si todo marcha bien.

Artículos recomendados