Menú
Qué es la higiene del sueño

SUEÑO

Qué es la higiene del sueño

A continuación vas a conocer el concepto higiene del sueño y los mejores consejos para obtener un buen descanso nocturno.

Ana María Longo Silva

El sueño es un acto necesario para que la persona lleve una actividad diaria correcta y mantenga su energía, equilibrio en su temperatura corporal y desarrollo cerebral. Por esto, actualmente, puede afirmarse, en oposición a ideas anteriores, que el sueño es un suceso activo, ya que el organismo sigue funcionando.

La higiene del sueño significa velar por el descanso propio. Tener un entorno adecuado para dormir ayuda al descanso y evita padecer insomnio. A la hora de acostarse es conveniente hacerlo en una habitación ordenada, tranquila y sin muchos trastos. Uno debe sentirse cómodo y dedicar las horas necesarias para lograr un descanso eficaz.

En los países occidentales el ritmo de vida es frenético y puede influir en el posterior descanso. Probablemente el desgaste emocional sea tan elevado que el sueño no logre ser reparador y la mente no deje de funcionar. En situaciones tan complejas es conveniente hallar el motivo e intentar frenarlo o erradicarlo.

La higiene del sueño significa velar por el descanso propioLa higiene del sueño significa velar por el descanso propio

Aspectos a tener en cuenta

Para conseguir una rutina de vida diaria agradable y un relax nocturno beneficioso para nuestra salud mental y física, he aquí unos consejos. No llevar a cabo estas medidas, puede provocar daños físicos y psicológicos en nuestro organismo. Si la persona quiere sentirse renovada y dispuesta en su amanecer, debe intentar seguir alguno de estos pasos y que así no se repercuta negativamente en la calidad de vida.

-Irse a dormir a una hora razonable. Si se puede, conviene llevar unos hábitos de horario lo más precisos posible, no solo a la hora de dormir y dentro de la higiene del sueño, también en las comidas, momento de hacer ejercicio...

-Descansar en un colchón y almohada apropiados. Si se tiene algún tipo de afección en la espalda, se recomienda consultar con un especialista.

-Disponer de luz en su justa medida. Lo indicado es una habitación a oscuras o luz muy tenue.

-Mantener una temperatura agradable, alrededor de 20 grados.

-Sin ruidos, ni distracciones. Se desaconseja tener aparatos audiovisuales en el lugar de descanso o dormitorio, ya que pueden alterar y distraer.

-Evitar las preocupaciones o tareas inacabadas. Procurar dejar todo resuelto antes de acostarse o como tarea pendiente para el día siguiente.

-No cenar de manera copiosa, no ingerir nada que contenga alcohol o cafeína, sobre todo tras las 7-8 de la tarde. No obstante, se desaconseja irse a la cama tanto si no se ha cenado o bebido algo. Esa necesidad no permitirá el descanso adecuado. Tomar leche caliente favorece el sueño.

-Tomar alguna infusión de hierbas como valeriana, puede ayudar a relajar.

-Realizar ejercicio moderado durante el día y horas previas a acostarse, para no ir sobreexcitado a la cama. Pasear durante el día.

-Practicar actividades relajantes como el yoga o la meditación. Escuchar melodías o sonidos de cascadas, lluvia, pájaros..., puede calmar a ciertas personas y ayudarles a conciliar el sueño.

-Evitar siestas largas durante el día, es uno de los puntos clave en la higiene del sueño. Se llegará a la noche agotado de la jornada diaria.

-Tener unos buenos hábitos alimentarios, una dieta rica en frutas, verduras, beber mucha agua.

-Levantarse si uno se desvela a horas tempranas de la mañana, como a las 6 o 7, no forzar la situación. Seguramente la próxima noche se dormirá mejor.

Muchos problemas en la población tienen que ver con la falta de descanso y de descanso adecuadoMuchos problemas en la población tienen que ver con la falta de descanso y de descanso adecuado

-Realizar una ritual de tareas antes de irse a dormir, como ducharse, lavarse los dientes, ponerse el pijama....

-Darse un baño antes de dormir puede posibilitar la desconexión y tranquilidad en una persona nerviosa.

-Cambiarse de habitación si tras casi 30 minutos no se logra conciliar el sueño. Puede realizarse alguna actividad aburrida o que no sea excitante.

Muchos problemas en la población tienen que ver con la falta de descanso y de descanso adecuado. Con problemas en nuestra mente, nuestro estado emocional se resiente y no nos permite dormir con tranquilidad ni fácilmente. Debemos procurar dejar de un lado los miedos y preocupaciones y respetar nuestras horas de descanso, nuestro cuerpo nos lo agradecerá. Si se presentan dolores de cabeza, calambres en piernas, respiración irregular..., o si se teme por la salud y no se consigue dormir, es conveniente acudir a un profesional sanitario.

Podemos concluir que la falta de sueño o un sueño deficiente afectan negativamente al individuo en su día a día y en las tareas que ha de realizar. Es importante dar su lugar a los puntos que componen el proceso de la higiene del sueño. Controlar los aspectos útiles para un mejor descanso, posibilitará resultados estables en la salud en general. Una persona cansada puede ser inestable e incluso poco fiable para personas o en la realización de actividades profesionales que se le demanden.

Artículos recomendados