Menú
Por qué se producen los temblores

CUERPO

Por qué se producen los temblores

Los temblores de repente en el cuerpo pueden ser por varios motivos, descubre por qué puede ocurrirte esto y cómo poner remedio.

Sergio Gallego Uvero

Las personas suelen temblar por diferentes motivos: ante las bajas temperaturas el cerebro hace que el cuerpo tiemble con el fin de generar calor o cuando algo nos pone demasiado nervioso, el organismo segrega una sustancia llamada adrenalina que provoca que la frecuencia cardíaca suba y por tanto el organismo empiece a temblar. Sin embargo hay personas que suelen padecer diversos temblores de una manera habitual y prolongada sin que se asocie a las situaciones arriba descritas. En tal caso es probable que la persona sufra algún tipo de trastorno que vamos a analizar acto seguido.

Causas de los temblores

Si el temblor que padece una persona no se debe al frío o a los nervios es posible que se deba a algún tipo de problema en el interior del cuerpo que debe ser tratado lo más pronto posible. En tal caso es aconsejable el acudir rápidamente al médico para que pueda observar de una manera detenida los síntomas y puede ver las causas por las que la persona sufre tales temblores.

- El llamado temblor esencial es el más habitual y se produce a partir de los 50 años. Se suele manifestar cuando la persona intenta manejar objetos pequeños con las manos y desaparece cuando dichas manos se encuentran en reposo.

- Si el hígado no funciona demasiado bien es posible que la persona puede padecer algún tipo de temblor es forma de sacudidas.

- El hipertiroidismo es otra de las causas más habituales por las que una persona puede sufrir temblores. En este caso las manos tiemblan de una manera repetida y sin parar y se asocia a otros síntomas tales como el cansancio, la pérdida de peso o el problema para dormir.

El hipertiroidismo es otra de las causas más habituales por las que una persona puede sufrir tembloresEl hipertiroidismo es otra de las causas más habituales por las que una persona puede sufrir temblores

- El tomar algún tipo de medicamento como los antidepresivos pueden causar respuestas del sistema nervioso que se traduce en forma de temblores. Ello se soluciona cambiando tales fármacos por otros que no causen tales temblores.

Cómo tratar tales temblores

Si sueles sufrir temblores de una manera habitual no pierdas detalle de los siguientes consejos que te doy a continuación:

- Es aconsejable el dejar de lado el consumo de bebidas energéticas o alcohólicas ya que estimulan en exceso el sistema nervioso.

- Si tu vida es demasiado estresada es un buen momento para relajarte y evadirte de los problemas que te puedan acuciar en el día a día. No dudes en practicar ciertos deportes como es el caso del yoga o del pilates que te permitan relajarte y dejar el estrés de lado.

[img=El temblor es algo realmente incómodo y molesto para la persona que lo padece]https://img.bekiasalud.com/articulos/76000/76311/2.jpg[/img]

- El dormir unas 8 horas al día es esencial a la hora evitar los temblores ya que el organismo descansa y no se excita en exceso.

Si el temblor se debe a la edad, un tratamiento a base de fármacos es esencial para rebajar los síntomas pero por desgracia dicho temblor no se puede curar. En el caso de que los temblores puedan llegar a incapacitar a la persona a la hora de llevar una vida normal, se puede someter a una intervención quirúrgica que le ayude a mitigar dichos temblores. Dicha intervención se suele realizar como última opción ya que se trata de una operación bastante arriesgada en el que la vida de la persona corre cierto peligro.

Como has podido ver, los temblores se pueden producir por múltiples causas además del frío o de una situación incómoda que provoque nervios en la persona. El temblor es algo realmente incómodo y molesto para la persona que lo padece. Si sigues los consejos arriba citados, es probable que dichos temblores vayan desapareciendo poco a poco. De no ser así es aconsejable el acudir al médico para que la persona pueda recibir el mejor tratamiento posible.

Artículos recomendados