Menú
Qué efectos negativos tiene para la salud comer demasiado rápido

COMER

Qué efectos negativos tiene para la salud comer demasiado rápido

Las prisas no son buenas consejeras y es que tragar demasiado rápido y engullir la comida va a tener una serie de efectos negativos para la salud

Mª José Roldán Prieto Mª José Roldán Prieto Psicopedadoga experta en aprendizaje y salud

Comer más rápido de lo normal y engullir la comida puede ser el comienzo de diversos trastornos que afectan de manera negativa a la salud. Diversos estudios señalan que hay una relación directa entre comer demasiado rápido y problemas de obesidad o de hipertensión. En el siguiente artículo te hablamos de las consecuencias negativas que tiene el comer rápido.

Hay una relación directa entre comer demasiado rápido y problemas de obesidad o de hipertensiónHay una relación directa entre comer demasiado rápido y problemas de obesidad o de hipertensión

Qué efectos tiene para la salud comer demasiado rápido

Las prisas no son buenas consejeras y es que tragar demasiado rápido y engullir la comida va a tener una serie de efectos negativos para la salud:

  • No masticar de manera adecuada hace que la comida no se digiera bien y provoque ciertos problemas estomacales como es el caso de gases o pesadez. Al tragar los alimentos de una manera rápida suele entrar en el organismo más aire de lo normal dando lugar a ciertos problemas digestivos.
  • Otros de los efectos negativos de comer rápido se debe al hecho de que la digestión empeora dando lugar a problemas como la hinchazón o la acidez.
  • Tragar los alimentos demasiado rápido provoca que el organismo tarde mucho más tiempo en sentirse saciado. Ello tiene una relación directa con un mayor consumo de calorías y con problemas como el sobrepeso o la obesidad.
  • Diversos estudios han señalado que las personas que comen más rápido de lo normal no aprovechan los nutrientes de los alimentos como si hacen aquellas personas que mastican de una manera adecuada.
  • Comer muy rápido y tragar los alimentos sin apenas masticar hace que la persona puede llegar a tener un índice de masa corporal mucho mayor que el de aquellas personas que comen de una manera pausada y tranquila. Suele haber una relación directa entre comer rápido y la ingesta de alimentos poco saludables como la bollería industrial o los ultraprocesados.

La importancia de comer despacio

Comer de una manera pausada y tranquila permite al cerebro tener tiempo de sobra a la hora de poder mandar señales, para que el organismo pueda digerir los alimentos ingeridos sin problema alguno. Acto seguido te explicamos de una manera más detallada tal proceso:

  • El cerebro libera ciertas hormonas para que el estómago comience a elaborar diversas sustancias que ayuden a realizar la digestión.
  • Comer de una manera pausada y con tiempo permite que el páncreas pueda crear ciertas enzimas que son claves a la hora de digerir los diferentes alimentos.
  • Masticar despacio hace que el estómago se relaje y la digestión se realice de una manera adecuada.
  • Aparte de lo anterior, comer pausadamente y sin ninguna prisa ayuda a proteger la salud del cerebro en lo relativo a la memoria o los estados emocionales.
No masticar de manera adecuada hace que la comida no se digiera bienNo masticar de manera adecuada hace que la comida no se digiera bien

Cómo se debe masticar la comida

Los expertos en el tema aconsejan masticar hasta que los diferentes alimentos hayan perdido sus textura inicial. En relación a las veces, se puede decir que lo aconsejable es hacerlo de 40 a 50 veces con cada bocado de comida. De todas maneras no hay que obsesionarse con contar y masticar de una manera pausada a la vez que tranquila.

Lo bueno de masticar bien los diferentes alimentos es que ayuda a cuidar la línea y a no engordar más de la cuenta. Diversos estudios señalan que las personas con sobrepeso o que están obesas suelen mostrar una gran ansiedad a la hora de comer y apenas mastican los alimentos.

En definitiva, no hay que correr a la hora de comer ya que ello suele tener efectos negativos en la salud. Hay que saber por tanto comer con tranquilidad y sin nada de prisas. Se trata de un hábito que ayuda a disfrutar de la comida además de conseguir que la digestión se realice de una manera óptima y adecuada.

Artículos recomendados