Menú
El síndrome de Brugada

SALUD

El síndrome de Brugada

El llamado síndrome de Brugada es una de las principales causas de muerte súbita que se da en todo el mundo.

Sergio Gallego Uvero

Seguramente desconozcas este dato, pero el síndrome de Brugada es una de las principales causas de muerte súbita en todo el mundo. Se trata de un trastorno genético en el que hay una alteración del sistema de transmisión eléctrica del corazón. El problema de este síndrome es que los síntomas no se manifiestan de una manera clara lo que hace difícil un diagnóstico claro. El riesgo al padecer el síndrome de Brugada es que la persona que lo padece es más propensa a sufrir arritmias graves. Este tipo de arritimias del corazón hay que tratarlas a tiempo ya que de no ser así, puede llegar a provocar la muerte de la persona.

Síntomas del síndrome de Brugada

Como ya te indicamos más arriba el problema del síndrome de Brugada es que sus síntomas no son demasiados visibles. Si la persona sufre este tipo de trastorno puede sufrir desde un desmayo a una arritmia o un paro cardíaco.

Si ocurre esto es esencial el acudir rápidamente al médico para que el mismo pueda realizar un diagnóstico que ayude a certificar que la persona sufre tal síndrome. El diagnóstico va a consistir en diversos electrocardiogramas que hagan evidenciar que existe un problema en el corazón. Aparte de ello hay una serie de factores de riesgo que pueden evidenciar que la persona sufre de tal síndrome:

El problema del síndrome de Brugada es que sus síntomas no son demasiados visiblesEl problema del síndrome de Brugada es que sus síntomas no son demasiados visibles

  • Al tratarse de una enfermedad genética hay que ver si la persona tiene antecedentes en la familia que hayan sufrido tal síndrome.
  • La enfermedad es mucho más habitual y frecuente en los hombres que en las mujeres.
  • La raza asiática es bastante propensa a padecer tal enfermedad.

Diagnóstico del síndrome de Brugada

Como has podido ver, resulta bastante complicado el llegar al diagnóstico de este tipo de enfermedad. No solo basta con la sospecha sino que debe haber pruebas que ayuden a certificar que la persona sufre el síndrome de Brugada. El electrocardiograma es el medio más eficaz a la hora de certificar que se sufre tal enfermedad del corazón. Sin embargo no es una prueba efectiva al 100% ya que no todos los pacientes pueden evidenciar que sufren tal síndrome a través del citado electrocardiograma.

Resulta bastante complicado el llegar al diagnóstico de este tipo de enfermedadResulta bastante complicado el llegar al diagnóstico de este tipo de enfermedad

Hay otra prueba que puede ayudar a realizar un diagnóstico del síndrome de Brugada y es el electrofisiológico. Para esta prueba se requiere de un quirófano e insertar un catéter en el cuerpo. El catéter se lleva hasta el corazón para registrar la actividad del mismo.

Tratamiento del síndrome de Brugada

Si se confirma que una persona sufre el síndrome de Brugada, no existe un tratamiento que permita deshacerse de tal problema del corazón. Lo que sí se puede hacer es prevenir el sufrir un paro cardíaco. Para ello se puede implantar un desfibrilador en el cuerpo de la persona que sufre tal enfermedad. Gracias a este aparato se registra la actividad eléctrica del corazón provocando un choque eléctrico en el caso de detectar una posible arritmia.

No existen medicamentos a la hora de evitar que la persona pueda llegar a sufrir tales arritmias graves en el corazón, por lo que resulta clave el realizar revisiones periódicas que ayuden a saber que todo va perfectamente.

Cómo vivir con el síndrome de Brugada

Se ha podido demostrar que se puede vivir mucho tiempo a pesar de padecer tal síndrome. La clave además de llevar implantado un desfibrilador es el de realizar una serie de controles periódicos. Si el diagnóstico indica que la persona sufre tal síndrome, la labor del cardiólogo es clave a la hora de realizar un buen seguimiento del estado de salud del propio paciente. A parte de ello, la persona en cuestión debe tener en cuenta en todo momento los factores de riesgo que pueden hacer que aumente el riesgo de sufrir un paro cardíaco.

Artículos recomendados