Menú
Qué pasa si tienes una infección urinaria durante el embarazo

INFECCIÓN URINARIA

Qué pasa si tienes una infección urinaria durante el embarazo

Si tienes una infección urinaria y estás embarazada es normal que te preocupes, ¿qué puede pasar?

Mª José Roldán Prieto Mª José Roldán Prieto Psicopedadoga experta en aprendizaje y salud

Aproximadamente el 8 por ciento de las mujeres desarrollan infecciones del tracto urinario, o infecciones urinarias, durante el embarazo. Es algo muy común y por eso las mujeres deben estar preparadas y saber qué es este tipo de infección y que pueden hacer cuando sucede mientras se está en pleno embarazo.

El embarazo aumenta la posibilidad de infecciones urinarias porque el aumento del volumen de la vejiga y la disminución del tono permiten que la orina se estanque en la vejiga, lo que promueve el crecimiento bacteriano. Las infecciones urinarias durante el embarazo pueden causar complicaciones graves tanto en la madre como en el feto. La bacteriuria asintomática, que ocurre en 6 a 10% de las mujeres embarazadas, puede no detectarse hasta que el daño esté hecho.

A continuación vamos a comentarte qué es lo que ocurre y cómo puedes actuar en caso de que estés embarazada y que estés pasando por una infección urinaria.

El embarazo aumenta la posibilidad de infecciones urinariasEl embarazo aumenta la posibilidad de infecciones urinarias

Parto prematuro

Las infecciones urinarias pueden causar contracciones uterinas. Si no se trata, puede producirse un parto prematuro. Una infección causada por estreptococo del grupo B puede causar la ruptura prematura espontánea de membranas.

El grupo B causa alrededor del 5% de todas las infecciones urinarias en el embarazo, según Delzell. Es posible que una mujer no tenga ningún síntoma de una infección urinaria, incluso si tiene bacterias en la orina, por lo que no puede buscar tratamiento médico hasta que comiencen las contracciones. El tratamiento con antibióticos curará la infección del tracto urinario y debe instituirse lo antes posible.

Pielonefritis

La pielonefritis, una complicación grave de la infección urinaria, ocurre cuando la infección viaja hacia arriba desde la vejiga hasta los riñones. Aproximadamente el 50% de las mujeres con una infección urinaria desarrollan pielonefritis. Los síntomas de pielonefritis incluyen fiebre, dolor en el costado y escalofríos. La septicemia, una infección sistémica, puede desarrollarse y amenazar la vida de la madre y el feto. La pielonefritis a menudo requiere tratamiento con antibióticos por vía intravenosa en el hospital.

Efectos fetales

Incluso la bacteriuria asintomática puede causar complicaciones fetales. Los fetos cuyas madres tienen infecciones del tracto urinario no tratadas o no diagnosticadas tienen más probabilidades de tener bajo peso al nacer y retraso del crecimiento intrauterino, lo que significa que son más pequeños que la mayoría de los bebés de la misma edad gestacional. Los bebés también pueden desarrollar neumonía o infección por estreptococos del grupo B (GBS) inmediatamente después del nacimiento si la orina contiene GBS.

Las infecciones urinarias pueden causar contracciones uterinasLas infecciones urinarias pueden causar contracciones uterinas

Otros efectos maternos

La incidencia de trastornos hipertensivos como la hipertensión inducida por el embarazo aumenta en mujeres embarazadas con infecciones del tracto urinario, pero cuál es la causa aún no está claro del todo y requiere más investigación. La anemia, un recuento bajo de glóbulos rojos, también se asocia con infecciones del tracto urinario en el embarazo y puede conducir a una disminución de la oxigenación fetal.

No esperes a que se te pase solo

Si notas que tienes una infección urinaria y estás embarazada, no esperes a que se te pase solo. Es importante que acudas a tu médico por si la infección estuviera causando algún tipo de daño en el embarazo o a tu bebé. Además, habrán medicamentos que. No podrás tomar debido a tus circunstancias por lo que es importante que tu médico te diga exactamente qué debes hacer y qué tipo de medicamentos es mejor que tomes. No dudes en acudir a tu médico lo antes posible, no esperes a que tus síntomas se agraven con el tiempo, recuerda que estás embarazada y que dentro de ti hay un ser que se está desarrollando y que depende su salud en gran medida, de que tú cuides la tuya.

Artículos recomendados