Menú
Las canas tempranas, ¿son una deficiencia de magnesio?

CANAS

Las canas tempranas, ¿son una deficiencia de magnesio?

Si te salen canas demasiado pronto, ¿tiene algo que ver con tener deficiencia de magnesio en el organismo?

Mª José Roldán Prieto Mª José Roldán Prieto Psicopedadoga experta en aprendizaje y salud

Las canas son una parte natural del proceso de envejecimiento, ya que tu cuerpo produce menos melanina, el pigmento que le da color a tu cabello. Después de los 30 años, tus posibilidades de desarrollar canas aumentan entre un 10 y un 20% cada década. Sin embargo, la deficiencia de magnesio no es una causa de canas, y las canas no son un síntoma de niveles bajos de magnesio...

A continuación vamos a comentarte la relación que tiene el padecer las canas de manera temprana y la deficiencia de magnesio en el organismo. Podrás salir de dudas y saber si los suplementos de magnesio o una dieta aumentada en magnesio puede ser la solución a tus canas tempranas... o no.

El magnesio y tu cuerpo

El magnesio es un mineral esencial, el magnesio ayuda con más de 300 reacciones químicas diferentes en tu cuerpo, incluidas las funciones nerviosas y musculares. También es crucial para un sistema esquelético fuerte, el mantenimiento de los latidos del corazón, la regulación de los niveles de azúcar en la sangre y el mantenimiento saludable de su sistema inmunológico. 

La ingesta diaria recomendada de magnesio es de 310 a 320 miligramos para las mujeres adultas, pero es de 350 a 400 miligramos para las mujeres embarazadas y de 310 a 360 miligramos para las mujeres que amamantan. Para los hombres, la recomendación es de 400 a 420 miligramos por día.

El magnesio es un mineral esencialEl magnesio es un mineral esencial

Síntomas de deficiencia

Si bien una deficiencia de magnesio es rara, si careces de magnesio en tu organismo, los primeros signos de una deficiencia incluyen excitabilidad, músculos debilitados y cansancio. Otros síntomas tempranos incluyen apatía, confusión, irritabilidad, insomnio, pérdida de memoria o problemas para retener o aprender nueva información, confusión y disminución del apetito.

Si continúas sufriendo niveles bajos de magnesio, puedes desarrollar cambios en tu sistema cardiovascular, es decir, una frecuencia cardíaca más rápida. En casos de deficiencia severa, puede ocurrir delirio, así como contracciones musculares, entumecimiento y hormigueo.

Fuentes dietéticas de magnesio

La mayoría del magnesio en la dieta proviene de vegetales, especialmente verduras de hojas verdes y oscuras, como la espinaca, la col rizada o la acelga. Otras buenas fuentes de magnesio incluyen aguacates, plátanos y albaricoques secos (las frutas secas son más altas en magnesio que las frescas) y nueces, como almendras y anacardos. Las legumbres, semillas, granos integrales y productos de soya también son ricos en magnesio.

Los niveles bajos de cobre parecían contribuir al envejecimiento prematuroLos niveles bajos de cobre parecían contribuir al envejecimiento prematuro

Pelo canoso

Además de la edad, tu cabello puede ponerse gris como resultado de otros factores

  • Predisposición genética: si tus padres tenían canas temprano en su vida, es probable que desarrolles canas a una edad más temprana.
  • Las hormonas: las hormonas pueden desempeñar un papel importante en tener canas. 
  • Condiciones externas: las condiciones externas, como los contaminantes o las toxinas en tu entorno, el clima general y la exposición a productos químicos también pueden amplificar la tasa de envejecimiento. 

Si bien no puedes evitar que el cabello se vuelva gris a través de la dieta, a medida que envejeces, naturalmente perderá su color, algunas deficiencias minerales pueden provocar canas. Los niveles bajos de cobre parecían contribuir al envejecimiento prematuro, aunque se debería investigar más sobre este asunto para poder saberlo con certeza.

Como puedes comprobar, el magnesio es necesario tener buenos niveles en el organismo para tener una buena salud, pero no es un desencadenante su carencia para que tengas canas demasiado temprano en tu vida. Independientemente de esto, es importante que mantengas una dieta equilibrada para que de esta manera, puedas tener los niveles adecuados de magnesio en tu organismo. Si crees que no eres capaz de conseguirlo, entonces habla con tu médico para que te dé un plan de dieta ajustado a tu estado de salud actual.

Artículos recomendados