Menú
Fertilidad masculina: cómo aumentar la cantidad de semen

SEMEN

Fertilidad masculina: cómo aumentar la cantidad de semen

Uno de los principales problemas de infertilidad masculina es, la baja cantidad de semen. ¿Quieres saber qué puedes para mejorar la cantidad y la calidad del semen?

Antonia Torres Gutiérrez

Para los hombres que están en pleno proceso de búsqueda del embarazo, una baja cantidad de semen puede resultar un gran quebradero de cabeza. Este hecho limita en gran medida la posibilidad de concebir, aunque no la imposibilita necesariamente. Aunque por supuesto, cuanta mayor es la cantidad de semen eyaculado, mayores probabilidades de lograr fecundar a la mujer.

La cantidad de semen eyaculado es diferente en cada caso, influyen causas como los hábitos de vida o la acción hormonal, por ejemplo. No obstante, es posible mejorar la cantidad de semen así como su calidad, de forma que se podrá mejorar notablemente la fertilidad masculina.

En cualquier caso, antes de ver algunos consejos que pueden ayudarte mejorando la fertilidad masculina, es importante que te pares a analizar tu semen durante algunos minutos. ¿La baja cantidad es algo frecuente o es algo que está ocurriendo desde hace poco tiempo? Si la respuesta se acerca más a la primera parte de la pregunta, acude a tu médico de cabecera. Es posible que el problema esté debido a causas médicas, y en este caso, es fundamental que el especialista realice una revisión completa para descartar posibles causas importantes.

Un semen saludable,debe tener una consistencia espesa y debe ser abundanteUn semen saludable,debe tener una consistencia espesa y debe ser abundante

Cómo mejorar la cantidad de semen

Un semen saludable, debe tener una consistencia espesa y debe ser abundante. Con estos consejos podrás lograr mejorar la cantidad de semen, no lo dudes y ¡pruébalos!

Alimentación e hidratación

Aumenta la cantidad de agua que consumes diariamente. Mantener tu organismo correctamente hidratado es fundamental, puesto que el semen está compuesto en más de un 90% por agua. La falta de agua no solo puede afectar tu fertilidad, sino que además, puede producirte otros fallos orgánicos importantes que además pongan en peligro tu salud de diversas maneras.

Toma cada día al menos 2 litros de agua, aproximadamente entre 6 y 8 vasos de agua. También puedes mejorar tu hidratación tomando frutas y verduras. Además, es importante reducir el consumo de otros productos como el café o el alcohol, ya que favorecen la deshidratación.

La alimentación también juega un papel fundamental en la fertilidad masculina y la producción de semen. Con el consumo de ciertos alimentos puedes mejorar tanto la cantidad, como la calidad del semen, por ejemplo:

  • El pescado
  • Los huevos
  • Las ostras
  • El chocolate negro
  • La carne de pollo
  • Las zanahorias
  • Los espárragos
  • Las espinacas
  • La soja y los productos derivados

Por el contrario, otros productos impiden que tu organismo produzca un semen de calidad. Evita el consumo de:

  • Productos ultraprocesados
  • Bollería industrial
  • Frituras
  • Embutidos
  • Alimentos muy grasos

Hábitos de vida saludable

La mayoría de los hombres no tiene en cuenta que la ropa interior elegida puede dañar su fertilidad de forma importante. El uso de calzoncillos y ropa demasiado estrecha, puede crear un exceso de presión en los testículos y una temperatura demasiado elevada. Lo ideal es que utilices calzoncillos amplios de cien por cien algodón. Además, evita utilizar pantalones demasiado estrechos que compriman tu zona genital.

Las duchas de agua fría también pueden ayudarte a mejorar la cantidad del semen. El agua fría ayuda a mejorar la circulación de la sangre en todo tu organismo, lo que favorecerá el riego hacia tus genitales. Esto no sólo ayudará a mejorar la cantidad del semen, sino que además, podrás tener mejores erecciones.

Elimina el tabaco de tu vida, puesto que sus efectos nocivos empeoran tu calidad de vida en muchos factores. En cuanto a la fertilidad masculina, el tabaco influye negativamente en la cantidad del semen y por lo tanto, en la cantidad de espermatozoides. Por supuesto, las sustancias del tabaco interfieren en la fertilidad masculina.

El estrés es otra causa de baja cantidad de líquido seminal. Esto es debido a que los estados de ansiedad y estrés producen una reducción de la hormona testosterona, que es la encargada de producir el esperma. Por lo tanto, es muy importante que tomes medidas para reducir los niveles de estrés, especialmente si estás en plena búsqueda del embarazo.

Es posible mejorar la cantidad de semen así como su calidadEs posible mejorar la cantidad de semen así como su calidad

Suplementos vitamínicos

Además de mejorar tus hábitos de vida en general, puedes tomar algunos suplementos vitamínicos que te ayudarán a mejorar tu salud sexual en general y la cantidad de tu semen en particular. Todos los suplementos que vas a ver a continuación pueden obtenerse sin receta médica, no obstante, ante cualquier duda consulta con tu farmacéutico. Seguro que podrá resolverte alguna de las dudas que puedan surgir al respecto.

Estos son algunos de los suplementos que puedes tomar:

  • Cualquier suplemento de calcio y de vitamina D. No olvides que el sol es la mayor fuente de vitamina D, además de los suplementos no olvides dar paseos al sol de forma frecuente. Sin olvidarte de tomar las precauciones pertinentes para evitar las consecuencias de una exposición prolongada.
  • La vitamina C. Un suplemento de vitamina C te ayudará a mejorar la cantidad y calidad de semen. Incluye frutas cítricas en tu dieta para obtener la mayor fuente de esta vitamina de la forma más eficiente, a través de los alimentos.
  • El ácido fólico y el zinc, aunque puedes obtenerlo a través de la alimentación, es importante complementar estos nutrientes a través de suplementos.
  • Aminoácidos esenciales. Que son aquellos que no puede producir el cuerpo humano de forma natural. Toma suplementos de L-Carnitina, L-Lisina y L-Arginina.

Artículos recomendados