Menú
Trombofilia: causante de abortos

ABORTOS

Trombofilia: causante de abortos

Cuando ocurren abortos de manera continuada, puede ser causado por padecer trombofilia. Te contamos qué es y cómo afecta.

Inmaculada Jiménez Peral

Las mujeres embarazadas, desde que se enteran de que dentro de ellas está creciendo un nuevo ser, pueden vivir con el miedo de sufrir un aborto de manera natural. Son muchos los motivos por los que se puede sufrir un aborto pero, hay algunos casos en los que los abortos se producen de manera continuada y, es en este caso cuando habría que acudir al médico porque, detrás de la mayoría de estos casos el motivo es la trombofilia.

La trombofilia puede ser congénita o puede ser adquiridaLa trombofilia puede ser congénita o puede ser adquirida

¿Qué es la trombofilia?

La trombofilia consiste en un desequilibrio que se produce en la coagulación de la sangre que tiende a coagular de manera exagerada y formar así coágulos dentro de los vasos sanguíneos, cuando estos no son necesarios. Al formarse estos coágulos en los vasos sanguíneos, pueden acabar en cualquier parte del cuerpo como arterias, venas y en diferentes órganos como el corazón y la placenta, y es aquí cuando se produce el aborto, ya que en la placenta se crean una especie de microtrombos que hacen que el bebé se nutra mal.

La trombofilia puede ser congénita o puede ser adquirida. En la actualidad, si se detecta la trombofilia a tiempo, con los avances médicos de los que disponemos, las complicaciones que pueden acarrear la trombofilia no tienen por qué ser el causante de abortos. En el momento en el que se trata, los embarazos evolucionan favorablemente.

¿Cuáles son los problemas que causan la trombofilia en el embarazo?

La trombofilia no solo causa abortos en el embarazo. También puede afectar al feto de otras maneras:

  • Insuficiencia en la placenta. Debido a los microcoágulos que se forman en la placenta, el bebé podría tener problemas para nutriste, por lo tanto, no va a crecer al ritmo al que debería hacerlo. Este puede ser uno de los síntomas claves para detectar esta enfermedad.
  • Preeclampsia. La preeclampsia suele aparecer más o menos en la semana 20 del embarazo o cuando ya ha tenido al bebé. Esta se diagnostica cuando la embarazada posee proteína en la orina y la presión arterial alta a la vez.

  • Bebé prematuro. Debido a los coágulos formados en el organismo de la mujer, el bebé nace de forma prematura porque ya no puede terminar su gestación dentro. El nacimiento del bebé se produce antes de la semana 37.

  • Bebé sin vida. El bebé nace sin vida. En la mayoría de los casos en los que las mujeres tienen trombofilia en aborto se produce en las primeras semanas, pero si no es muy avanzado el nivel de trombofilia, el bebé puede aguantar hasta final del embarazo y debido a la insuficiencia de oxígeno y de nutrientes fallecer en el útero de la madre en la recta final del embarazo.

¿Por qué se produce la trombofilia?

El motivo principal por que el que se produce un exceso de coágulos en sangre es porque el organismo produce un nivel muy elevado de ciertas proteínas o, en el caso contrario, porque genera un nivel muy bajo de cierto tipo de proteínas que hacen que ayuden a formarse coágulos.

Cuando la trombofilia es adquirida se presenta por sí sola, no tiene nada que ver con heredarla de otro familiar. En este caso la trombofilia más común es la APS, que es un trastorno autoinmunitario parecido al lupus. Cuando hablamos de un trastorno autoinmunitario estamos frente a unos anticuerpos que en vez de proteger al organismo, le atacan al tejido sano por error. La trombofilia adquirida afecta al 5% de las embarazadas.

También existe la trombofilia heredada, que es la más común de las dos. Es la que se transmite de padres a hijos de generación en generación.

La trombofilia de puede detectar a través de unas pruebas médicas específicasLa trombofilia de puede detectar a través de unas pruebas médicas específicas

¿Cómo sé si tengo trombofilia?

La trombofilia de puede detectar a través de unas pruebas médicas específicas que van a determinar el nivel de trombofilia que de padece. Estas pruebas se le realizan a las mujeres que han tenido los siguientes antecedentes:

  • Aquellas mujeres que han padecido un coágulo en alguna vena muy profunda, o cuando le ha afectado en algún órgano vital.

  • Aquellas mujeres que hayan sufrido dos abortos o más. Da igual que haya sido en la fase que haya sido, ya que la trombofilia puede provocar el aborto en cualquier momento.

  • Si en otro embrarazo la mujer tuvo problemas con el crecimiento del bebé o este nació de forma prematura.

  • Si padece preeclampsia en algún momento del embarazo.

  • Si en su familia hay algún antecedente que padezca tronbofilia, ya que esta ha podido ser heredada.

En la mayoría de los casos estas pruebas se realizan cuando la mujer ha sufrido más de dos abortos ya que, tiene bastantes probabilidades de, que si se queda embarazada de nuevo, pueda volver a perderlo y es entonces cuando se tendría que llevar a cabo un tratamiento específico para que la trombofilia no afecte a la vida del bebé que la mujer lleva dentro.

Artículos recomendados