Menú
Causas de pérdida de memoria que no son Alzheimer

PÉRDIDAS DE MEMORIA

Causas de pérdida de memoria que no son Alzheimer

Existen algunas causas de pérdida de memoria que no son Alzheimer, ¡pero que debes conocer para no asustarte!

Mª José Roldán Prieto Mª José Roldán Prieto Psicopedadoga experta en aprendizaje y salud

La mayoría de nosotros, ocasionalmente o con más frecuencia, hemos tenido la desagradable experiencia de olvidar algo. Estos episodios de pérdida de memoria pueden causar irritación y frustración, así como el temor de que lo estamos "perdiendo" y comenzando a desarrollar la enfermedad de Alzheimer.

Si bien el Alzheimer  y otros tipos de demencia son responsables de muchos casos de pérdida de memoria, la buena noticia es que hay otros factores no permanentes que también pueden causar la pérdida de memoria. Mejor aún, algunos de ellos son reversibles. Entonces, ¿qué nos hace olvidar? ¿Qué nos impide almacenar mentalmente esa información o poder recuperarla? Estas son algunas de las muchas razones que no podemos recordar.

Mucho estrés puede sobrecargar la menteMucho estrés puede sobrecargar la mente

Causas emocionales

Debido a que la mente y el cuerpo están conectados y se conectan entre sí, las emociones y pensamientos pueden afectar al cerebro. La energía que se necesita para enfrentar ciertos sentimientos o el estrés de la vida puede interferir en el almacenamiento o el recuerdo de detalles y horarios.

A menudo, estos desencadenantes emocionales de la pérdida de la memoria pueden mejorarse con apoyo, terapia, cambios en el estilo de vida e incluso solo ser conscientes de ello, y limitar la exposición, a las cosas que aumentan el estrés. Algunas causas frecuentes son:

  • Estrés. Mucho estrés puede sobrecargar la mente y distraer el cerebro. Mientras que a corto plazo, el estrés agudo puede desencadenar un problema de memoria momentáneo, la exposición crónica y prolongada al estrés puede aumentar tu riesgo de demencia. El manejo del estrés es una estrategia importante para mantener la calidad de vida y mejorar la salud de tu cuerpo y tu cerebro
    • Depresión. La depresión puede embotar la mente de las personas y que tanto la memoria, como la concentración y la conciencia queden afectadas. Por esto, recordar algo puede ser complicado, además que puede afectar al sueño.
    • La ansiedad. La ansiedad puede interferir en un funcionamiento saludable, incluida la capacidad de recordar las actividades diarias. Tratar la ansiedad mejorará la calidad de vida.
    • Aflicción. La aflicción desgasta mucha energía física y emocional, algo que puede mermar la capacidad de concentración, por esto la memoria puede sufrir considerablemente. La pena se parece a la depresión, aunque la pena profunda haría que la persona se sienta apático todo el mundo y que no tenga buena capacidad para recordar las cosas.

    Medicación y tratamiento

    • Alcohol o drogas ilícitas. Tomar alcohol o consumir drogas ilícitas puede perjudicar la memoria, tanto a corto como a largo plazo.
    • Medicamentos recetados. Un medicamento aunque sea prescrito por el médico también puede tener efectos secundarios, como por ejemplo, la pérdida de memoria.
    • Quimioterapia. La quimioterapia provoca cierta niebla cerebral por los medicamentos. Es temporal.
    La aflicción desgasta mucha energía física y emocionalLa aflicción desgasta mucha energía física y emocional

    Procedimientos médicos.

    • Cirugía del corazón. Después de una cirugía de bypass en el corazón puede haber riesgo de confusión y deterioro de la memoria. Se puede mejorar en la recuperación.
    • Anestesia. Algunas personas pueden tener pérdida de memoria o confusión que dura unos pocos días después de haber pasado por una anestesia.

      Terapia electroconvulsiva. También se conoce como terapia de "shock" y puede ser útil para las personas que padecen depresión severa, aunque también puede causar pérdida de memoria. Tendrás que hablar con tu médico sobre los riesgos y beneficios de esta terapia.

    También pueden haber ciertas condiciones físicas que pueden provocar pérdida de memoria como la falta de sueño o las lesiones en la cabeza. Si notas que tienes pérdidas de memoria a corto o largo plazo y comienzas a preocuparte, entonces será necesario que hables con tu médico. Aunque es normal que puedas padecer pérdidas de memorias leves y eso no significa que tengas que padecer Alzheimer... Pero si quieres salir de dudas o quedarte tranquilo sobre tu condición de salud, entonces habla con tu médico lo antes posible.

    Artículos recomendados