Menú
¿Por qué puede haber moco en las heces?

HECES

¿Por qué puede haber moco en las heces?

El sistema digestivo necesita estar lubricado, por lo que tiene mecanismos para segregar moco, ¿cuándo NO es normal y cuándo sí lo es?

Ana M. Longo

El sistema digestivo necesita estar lubricado, por lo que tiene mecanismos para segregar moco, no obstante, el problema ocurre cuando la cantidad de moco es anormal, es decir, muy elevado en las heces. A continuación hablaremos de las posibles causas.

El sistema digestivo es el encargado de transformar los alimentos ingeridos por la persona, para que puedan absorberse por el organismo. No solo eso, si no también tiene como función segregar moco gracias a las membranas que componen el intestino. Si existe suficiente lubricación, la comida pasa con mayor facilidad y sin molestias.

Los alimentos se absorberán como es debido, y los desechos se eliminarán por las heces y orina. En las heces es normal encontrar moco, y en el caso de ser muy abundante, puede sopesarse la idea a que sea debido a una infección. El moco es una sustancia que favorece la movilidad de los desechos por el intestino. Cuando ocurre una infección es importante visitar a un gastroenterólogo para que evalúe e identifique el problema.

Causas de la presencia de moco en las heces

Son varias las enfermedades que pueden incrementar la presencia de moco en las heces. Gracias a diversos síntomas, quienes las padecen o quienes las evalúan pueden sospechar o detectarlas. Seguidamente es necesario un diagnóstico profesional y proponer el tratamiento exacto para la mejora física del paciente. Algunas de las enfermedades o causas que indican problemas en el sistema digestivo son las siguientes:

-Hemorroides: Se fuerza el esfínter al defecar y se ocasionan heridas o hemorroides. Las membranas responsables de la producción del moco, se inflaman por el daño causado.

Son varias las enfermedades que pueden incrementar la presencia de moco en las hecesSon varias las enfermedades que pueden incrementar la presencia de moco en las heces

-Intolerancia a ciertos alimentos: Las alergias o intolerancias a determinados alimentos, provocan inflamaciones en las paredes del intestino y el moco se incrementa. Puede darse estreñimiento, gases, diarrea... Otro motivo puede ser la mala absorción ciertos compuestos de los alimentos como ocurre en el caso de la lactosa.

-Colitis ulcerosa: Se irrita el intestino y se producen molestias y moco en las heces. Llegan a desarrollarse úlceras a causa de la inflamación de la mucosa del colon. Se recomienda al paciente tomar más fibra, presente en diferentes alimentos, para que las heces logren un mayor tamaño.

-Intestino irritable: Se inflama el intestino provocando un aumento en el moco, además de inflamación abdominal, diarrea... El tratamiento debe implicar una alimentación adecuada y reducir el estrés diario.

-Obstrucción intestinal: Se detecta una obstrucción, algo impide que las heces pasen con normalidad por el intestino para eliminarse. Pueden producirse infecciones por hongos. Es importante estar lo suficientemente hidratado, beber mucha agua y que no se obstruya el tránsito en el intestino. Normalmente esta situación genera momentos de estreñimiento y moco en las heces.

Además la obstrucción en el intestino puede requerir cirugía. Algunas causas son el estreñimiento, ingesta de algún objeto...El moco se produce para ayudar a que las heces se deslicen con más facilidad, algo que no sucede y genera un abdomen hinchado. Debe tratarse con urgencia, porque puede provocar fisuras intestinales.

-Enfermedad de Crohn: Es una enfermedad de tipo inmunológico y crónico. No existe cura para ella. Frecuentemente se inflama el colon, por lo que será habitual encontrar moco en las heces. Debe cuidarse la alimentación y reducirse el consumo de grasas, lácteos y fibra.

-Infecciones bacterianas: En el colon y el intestino se encuentran bacterias. El punto discordante ocurre cuando se descontrola su presencia. Puede evidenciarse sangre, moco en las heces o diarrea.

Sucede cuando un virus o una bacteria infectan a los intestinos o estómago, como puede ser con gastroenteritis. El moco aumenta, las náuseas, diarrea...Puede suceder por el consumo de agua o comida infectados, o tras un tiempo tomando antibióticos recetados por el médico. Se recomienda reposo e ingerir muchos líquidos. El paso a una alimentación normal debe ser moderada y gradual.

-Diverticulitis: Cuando se inflaman unas bolsas anatómicas presentes en el colon, se produce la diverticulitis. Estas bolsas causan dolor en el abdomen, sangre y moco en las heces.

-Fisura en el ano: Se trata de una herida en la mucosa que recubre el ano. Ocurre por el paso de heces duras y resecas. Cuidar la higiene, darse baños, pomadas para las lesiones, son medidas a tomar para reducir las molestias. Se producen síntomas como dolor al ir al baño, sangrado e hinchazón.

Según la sintomatología cada persona puede identificar qué enfermedad está padeciendo. Será después el médico quien aconseje y ponga en marcha el tratamiento más indicado a tal problemática. La salud del intestino, y del aparato digestivo en general, favorecerá un tránsito intestinal normal y sin dolor, para que la persona pueda lograr un vida más normal y sin molestias.

Es importante avisar al médico y preocuparse por el estado de salud al encontrarse moco en las propias hecesEs importante avisar al médico y preocuparse por el estado de salud al encontrarse moco en las propias heces

Peligro a causa de mocos en las heces

El moco en las heces no reviste gravedad, exceptuando los siguientes casos:

-Dolor abdominal fuerte.

-Heces que contengan pus o sangre.

-Diarrea intensa y que no cesa.

-Hinchazón abdominal severa.

Es importante avisar al médico y preocuparse por el estado de salud al encontrarse moco en las propias heces, pese a que no resulta muy común hallarlas uno mismo. Al conocer que esto es un indicativo de afección en el sistema digestivo debe tratarse debidamente y llevar a cabo ciertas medidas para la mejora, que incluyan una mejor y más cuidada alimentación, sobre todo.

Encontrar moco en las heces no es algo fuera de lo normal, pero la cantidad no debe ser excesiva. De hecho con catarro o diarrea, es frecuente que la mucosidad aparezca. El moco se presenta de color blanco, amarillo, verde o puede ser transparente. Puede cubrir las heces o parcialmente, e incluso puede aparecer con algo de sangre.

Tratamiento para el moco presente en las heces

El tratamiento que el médico disponga dependerá de los síntomas que se aprecien en el afectado. Generalmente deben administrarse antibióticos y hacer convenientes cambios en los hábitos alimentarios. Pueden incluirse suplementos para la dieta, e incluso en alguna enfermedad en concreto, será necesario realizar una intervención quirúrgica y que la cantidad excesiva de moco se reduzca.

Debido a que las heces se forman por agua, alimentos, jugos intestinales, parte de alimentos..., existe mucha y variada información sobre diferentes partes del aparato digestivo. Cada persona debe informarse y consultar sus dudas antes cierta sintomatología que pueda evidenciar. Con sangrado, dolor abdominal y molestias intestinales no conviene esperar. El médico escuchará al paciente y le asesorará según la evaluación que le haga.

La analítica de sangre o de orina puede mostrar alguna anomalía, sin embargo, es la prueba de heces la que confirma las sospechas de problemas en el sistema digestivo. La prueba de heces se solicitará, bien sea por indicios de problemas en el sistema digestivo o por antecedentes familiares del paciente. La prueba de heces es rápida y no reviste molestia alguna. La persona puede hacérsela él mismo en la intimidad en su casa.

Artículos recomendados